FALSE

Page Nav

HIDE

HIDE

HIDE

Grid

GRID_STYLE
TRUE

Top Ad

//

Últimas novedades

latest

Grindr: Obsesivo yo?

Ale K | Consultorio de Ale K |Grindr | Que pasa cuando las reglas y el protocolo del Grindr se confunden con los de nuestra vida cotidiana? ...

Ale K | Consultorio de Ale K |Grindr |

Que pasa cuando las reglas y el protocolo del Grindr se confunden con los de nuestra vida cotidiana?
Muchos pacientes llegan al consultorio diciendo que lo que pasa en Grindr, les lleva parte de su vida... y sus sesiones de terapia.

[avatar user="AleK" align="left" /]

grindrGrindr ya no es ningún secreto desplazó a Manhunt y a otras paginas de contactos en las cuales se salia de pesca… El beneficio parece ser la geolocalización algo que permite el garche a la hora que sea y donde la persona esté.

Muchos pacientes míos me comentan que lo usan para levantar, encontrar polvos rápidos o, dependiendo de su entorno, amistades. El uso mayoritario (que sí, que siempre hay excepciones). Pero las “guías de uso” se escriben sobre las tendencias generales. Tengo pacientes que se encuentran en pueblitos del interior de la provincia acá en Argentina, Chile y México con los cuales hago sesiones por skype, y me dicen que en sus “pueblitos” nadie usa Grindr, porque sería un quemo.
Este video es  maravilloso, aquí se nos presentan situaciones en contextos de la vida cotidiana en las que los personajes interactúan como lo hacen en Grindr y nos aconsejan Don’t be an apphole (una traducción posible aunque no literal de este juego de palabras sería “No seas un grindrludo”). Hay una reubicación del termino literal, que es lo que nos mueve a la gracia, produce risa y por otro lado te deja pensando en la reducción de un mundo llevado al extremo.

Leé más acá sobre Grindr




El anonimato de estar detrás del celu hace que muchos hombres que interactúan en las apps de una manera en la que nunca interactuarían en la vida real (como se muestra en el vídeo) pero también es cierto lo opuesto: hombres gays que esperan de los hombres con los que interactúan en las apps, que se comporten como lo harían en la vida real. Muchos pacientes jóvenes describen a su partener como un “boludo” un “goma” por no animarse a más, por no ser directo, por en definitiva no descerrajar sobre la mesa un: ¡quiero que me ordeñes ahora! O ¡te quiero romper el culo ya! Pero cuando esto se da, pasan a ser groseros y guarangos salidos de lo más profundo del arrabal.
¿En que quedamos?

Me clavo el visto!!


En muchos casos la queja viene por el lado de no recibir contestación y resulta mucho más práctico contestar sólo a los que sí te interesan. Y no pasa nada porque no te contesten. No te están ninguneando ni te están haciendo el vacío. Simplemente no interactúan con vos porque nadie tiene la obligación de contestar un mensaje. ¿Por el simple hecho de que vos se lo hayas querido mandar, el otro tiene la obligación de contestar a alguien a quien desconoce por completo? Imaginate que me da por ahí y me dedico (cortaypegando) a escribir “hola” a doscientos de los hombres que me aparecen en Grindr. Si no les intereso ¿los quinientos a los que le escribo “hola" están obligados a contestarme para no ser maleducados? Las interacciones por app no se basan en las reglas de la sociabilidad humana. Al margen de las normas elementales de respeto, si alguien no ha contestado a tu tercer “hola”, igual es que, simplemente, no le has interesado. El problema, para vos, es si tu autoestima se basa en conseguir la atención de los usuarios de una aplicación de cruising.

Esto es lo importante, si te lo cruzas luego por la calle, no lo juzgues por cómo se ha comportado contigo en la app. Que te ignorase allí no significa en absoluto, que no quiera conocerte cuando te lo presenten en una cena o que no esté dispuesto a ser tu amigo y puede que algo más. Date y dale una oportunidad.

La vida real y las apps se rigen por motivaciones comunicativas diferentes. Las apps se mueven en la inmediatez visual (los hombres somos extremadamente visuales) y la vida real se basa en los resultados de las interacciones sociales.

En resumen: las aplicaciones de cruising y la vida real son dos cosas distintas y no puedes regirte en la una mediante las reglas de la otra: ¿has pensado que en las apps, al igual que en otro tipo de formato comunicativo digital, no te relacionas más que con una sola parte de esas personas y que, por tanto, la comunicación ya está sesgada por las características de la propia red social? Recordalo muy bien: las interacciones reales sólo se dan en la vida real.
El resto es entretenimiento y no aspira a más.
Sacale provecho sin frustrarte...

 

ÚLTIMOS COMENTARIOS