viernes, 1 de julio de 2016

Ritual del Ngoso, el tapón del orto

Juan Manuel Di Laurentis | Ritual del Ngoso | Incesto |

Hay que ser bien macho para bancarlo


Al pié del Kilimanjaro existe una etnia  cuyos  jóvenes varones adquieren derechos de adulto con la obstrucción del ano.


Llevan en el orto  un tapón ritual llamado ngoso, para luego renacer nueve meses después, como hombres.


Al caminar usando el ngoso la próstata se estimula,  por  lo tanto,  muchos iniciados, andan todo el día al palo.


Mientras la tribu cree que  hombres y novicios  no cagan ni emiten gases,  el hechicero libera  los ojetes cada noche, los hace defecar en grupo entre humos rituales,  y vuelve a ponerles el tapón.


Solo los hombres adultos conocen este secreto.


A lo largo de su vida adulta ningún hombre emitirá un gas   en sociedad. Defecarán alejados de la tribu enterrando las heces y harán creer que sus ortos están sellados.


El rito del ngoso simboliza la clausura del culo para que la pija cobre dimensión imaginaria.


Todo varón, a partir de la iniciación,  no vuelve a pajearse. Entonces, en la casa de los hombres hay  un caballete  ritual  con un orificio de suave cuero mullido y  lubricado con grasa.  Los iniciados en fila, introducen  la chota y serruchan en el hueco para   aprender con el guía espiritual  el arte de dar  satisfacción  a sus  esposas (pueden tener varias)



La guasca derramada se tributa a la tierra.


Transcurridas nueve lunas, renacen como hombres, contraen matrimonio  en una ceremonia donde toda la aldea participa y tienen derecho a poseer  ganado.


Parte de la vida social masculina  es reunirse  solo los hombres para la danza, alardear de sus porongas, hacer trueques  y tirarse libremente  pedos.


Se tolera que hombres  adultos, por tanto casados, duerman juntos o se acaricien en privado. Esto da cuenta que muchas  tribus africanas legitiman lo que es esperable de la conducta humana y que occidente condena a la clandestinidad.



Ngoso d'or


El ngoso  que papá me otorgó,  era un cilindro tallado en oro de extremos redondeados que me entraba perfecto.


Él me lo ponía y dejaba todo el día. La sensación  era indescriptible.


Nos bañábamos planeando nuestro futuro.


Papá había usado sus contactos. Adquirió tierras en Argentina, también  otras en lo que hoy es el Parque Nacional Limpopo.


Cuando estábamos  cerca se le paraba la pija (con el ngoso yo la tenia siempre parada) A veces me buscaba, a veces lo buscaba yo y  nos echábamos un polvo  en algún rincón, en un baño, en el escritorio. Él me sacaba el ngoso y me comía el   orto  sobre una mesa o me llevaba en pelotas a nuestra cama.


Ngoso



Se vienen los cambios


La estación lluviosa estaba terminando.  Decidimos que yo no volvería a Suiza.


La orden de abandonar Mozambique fue contundente. Portugal había liberado   sus territorios coloniales  en África.


La OTAN decretó el alto el fuego, pero  el ejército comunista  revolucionario patrullaba las calles y saqueaba las casas de los blancos con fusiles  o a punta de  lanza.


Mi padre, por sus malos manejos o por su trato con los traficantes perdió toda influencia política.


Estábamos enamorados. Era lo único que importaba.


El aeropuerto internacional  se clausuro pero debían enviar un avión de la ONU para transportarnos.


Nos estableceríamos en Buenos Aires.


Makike partió  a  Natal, su tierra. El viejo me obsequió  una danza tradicional para el príncipe heredero zulu.  Me entregó un collar imperial de cuentas   y a mi padre su lanza. Papá le dio una bolsita con diamantes que cuando abrió casi se desmaya.


La casa fue  nuestra. En pelotas por los patios donde crecía el yuyal y las mariposas azules proliferaban, cogíamos.


En la cocina mientras nos preparábamos una comida, cogíamos.


Mi padre meaba a la intemperie y yo le sostenía la pija. Me gustaba sentir ese meo glorioso pasando por su caño.


Si yo debía sentarme en el inodoro él, mientras tanto, me acariciaba las manos, me besaba la boca, me hacia chuparle la pija.


Por las noches me cogía y me pajeaba  para que acabáramos juntos.


Después que   me introducía el ngoso, me concedía su orto, se sacrificaba por mí.



Me amaba.


Una vez me hizo prometer que mi culo solo sería suyo, que cuando no estuviéramos cogiendo tendría siempre puesto el  ngoso. Reí. Se puso serio.


Obsesivo insistió en que  era algo importante. Me lo hizo jurar. Sellamos el pacto con nuestras guascas.


La tarde nublada del 22 de junio de 1975 habíamos hecho el amor, nos habíamos bañado y vestido. Cuidadoso me colocó el ngoso.


Merendábamos disfrutando la brisa de tormenta en uno de los patios.



Fin de época. Vinieron por los diamantes


Reventaron la puerta.


Negros uniformados de combate nos apuntaron. Papá arguyó  que la casa era territorio de otro país.


Exigieron los diamantes. Papa negó tenerlos.


Una cuadrilla registraba el interior  mientras la otra nos puso contra la pared. Encontraron los diamantes. Dispararon. Papá cayó. Me arrojé sobre él y  me apuntaron a la cabeza. Fue todo muy rápido.


En dialecto, una voz  ordenó  NO DISPAREN.


Sobre un charco de sangre yacía mi papá.


Un viento huracanado, acaso el último de aquella estación,  se levantó como queriendo llevarnos lejos.


Lo besé, me bañó su sangre. Grité.


Ciego  abrí su bragueta. La hermosa poronga que amaba  estaba dura y  caliente. Aluciné que  vivía.


Desesperado  la entré a chupar anhelando  que reaccionara. La muerte violenta y rápida  se la había puesto al palo.


La voz de mando me tomó de los hombros y me dijo tiernamente:- “Nada puedes hacer Didimvu(1). Ven conmigo”.


Me liberé de él, lo insulté, me arrojé sobre el cuerpo yacente cuya verga espléndida seguía descubierta.


Miré sobre nosotros.  El cielo oscuro nos  rondaba  como un predador  infinito y blasfemé. Grité desafiando a Dios con todas mis fuerzas con la certeza de que me estaba castigando:


-ESTAS CONFORME AHORA?  YA ESTAS SATISFECHO? FUI DEMASIADO LEJOS PARA VOS?


Un relámpago estalló  iluminando aquel palacio en ruinas.


Me sacaron  esposado bajo una copiosa lluvia.


En el camión militar reconocí la cara de esa voz marcial. Era el pibe que en la playa jugando divertido  me había chupado la pija.


A Mozambique regresé después de muchos años.


Siempre vuelvo en la estación seca, pero aún así, sigo escuchando la copiosa lluvia.




  •  Didimvu: Apocope Izizulu de la referencia a “el que tiene el culo del color de una rosa.” Nombre con el que me habían bautizado los pibes del ritual del baño en la playa.


Continuará…

23 comentarios:

Pablo Castro Videla dijo...

que bueno, super interesante y horney too!!
abrazo!!
nunca estuve en africa, amo a los africanos!

Jose Accion dijo...

cada vez mas dramática extremada se vuelve la vida y extremadamente para un joven tenga su "ngoso" o no, si no se lo pusieron antes,,,
Se supone que antes de la dominación colonial si era natural alardear con sus dotaciones, y mantener erecciones, pero es asombroso lo de abstenerse a librar gases y tapar felinamente sus desfecaciones.
Me abstengo de opinar sobre relaciones insestuosas con el padre y más si es biológico.
No creo que por más que se crearan situaciones extremas yo las hubiera tenido voluntariamente.
El que tuve como padre íntegro y sacrificado (hubiera sido biólogico o no),
era alto, rubio y de ojos grises, lampiño y nunca supe ni vi su dotación.
MAS QUE TEMERLE, yo le tenía UN GRAN RESPETO por toda la educación y los mejores médicos para mi salud que me aseguró con el sacrificado progreso honesto laboral, que lo llevó a máximos niveles,,,
Como muchos niños, tanto del padre o de la madre, como que se crea un marco de "asexualidad" y mas si ni siquiera accidentalmente supiste o viste relaciones entre ellos.
o con otr@s.
No es que reniegue que pueda darse y mucho mas que por sexo, unidos por afecto, así maximizarlo en AMOR. Hay otro columnista que así comenzó sus relatos y para nada, NADIE TIENE DERECHO A CESURARLOS; creo que ni siquiera Dios, como se vislumbra algo de culpa, en la tempestad final.
Sinceramente, como todo buen escritor, y desde siempre, aunque no hubiera habido "películas" ni TV. EL ARTE fue siempre el de hacértelo hasta "sentir" en tu imaginación.
Si existe, "EL" sabrá el sentido que tiene cada una de nuestras vidas, entre miles de millones y que cada una, que tienen "su historia" y se suPONE, su razón de ser,
ante los desafíos, alegrías y pesares de la VIDA que les tocó vivir.
(aunque parezca un poco "chicleé" -no por el chicle- jejejejej)
A mi éste capitulo, que lo "sufrí como loco" mas que subírmela, me la bajo.
"Cést la vie"

gregory dijo...

Hola juan Manuel, como siempre leerte es un placer, me remontas a ese lugar.
soy del interior de Bs as me gustaría ponerme en contacto con vos algún día para charlar.
Gregoryort@hotmail.com

Juan dijo...

Chaga Childhood: A Description of Indigenous Education in an East African Tribe

cristiano dijo...

Por lo que le corresponde tas en tu relato vos y tu padre eran de esas bestias que denigran y se aprovechaban de los más débiles para poder ellos tener sus vidas lujosas y sin tener que hacer nada para ganar su fortuna.
Encima tenían contactos con narcotraficantes en la Argentina ge te como vos da asco.

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

1) En 1975 no existía el narcotráfico en la Argentina (Por lo que veo de sus conceptos erróneos , pedirle que lea Ud. los archivos de la DEA debe ser como pedirle a un adolescente rico de mi época que leyera a Levi Strauss, sin que creyera que se trataba de una marca de pantalones)
El narcotráfico en la Argentina se viabilizó con total impunidad a partir de 2005.
2) Todo diplomático sea cual fuere la política de su país tiene contactos (relaciones públicas) en los lugares donde estuvo destinado. La diplomacia se basa en contactos ¿sabía? Tener una agenda con contactos inmobiliarios para invertir en propiedades es y fue siempre legítimo.
3) En ningún momento en el texto se lee contactos con narcotraficantes, tal vez tenga que volver a la primaria para comprender texto, pero además ubicarse en el tiempo. Falta que crea que la arquitectura del antiguo Egipto nació en nuestro país la década pasada.
4) Lamento que no haya podido leer mas allá de lo referente a la clase social a la que pertenecí. El palacio no era nuestro, era un consulado extranjero, propiedad de un país no de mi familia. Nunca tuve una vida lujosa, yo era como el bastardo para la familia de mi madre. Particularmente yo, nunca me aproveche ni denigre a nadie. En cambio Ud. me está denigrando a mí por portación de supuesta alcurnia, como acá la policía por portación de color de piel a los pibes del conurbano.
Por esas cosas del destino que no comprendo, los africanos me eligieron antes que yo a ellos. Mi historia en África, mi empatía con la sufrida vida nativa me hizo elegir vivir como mis amigos negros, mi única familia (antes del nacimiento de mis hijos), y no como mi familia de sangre aristocrática, con títulos de nobleza y todo, algo que siempre me pase por los huevos. Aun soy recibido como un familiar más en más de una aldea mozambiqueña. Colaboro con varias ONGs con diferentes fines. Único modo que encontré para ayudarlos efectivamente.
5) El único capital con que conté después de este episodio que acaba de leer, lo sabrá en otra entrega y también sabrá que hice con ello. Pero le doy un adelanto: MI única riqueza de la cual no soy responsable a partir de mi desgracia fue, nada más ni nada menos que mi inteligencia, que la aproveche para crecer por dentro y no quedar entrampado ni en el desprecio ni en el resentimiento que caracterizan sus apreciaciones respecto de mi y de mi enfermo padre. Y desde ya, tuve que laburar, a mucha honra, de lo que fuera (fui actor porno, ya lo leerá) tanto para estudiar como para no tener una escasa mirada acerca de nadie, como le pasa a Ud.
6) A mí ni su persona ni su posición acaso emparentada con el odio de algunos discursos demagógicos populares me dan asco: Me da pena su desinformación y su imposibilidad de ver más allá de sus prejuicios y el empobrecimiento de sus juicios de valor a partir de ello. Algo que le está pasando a mucha pobre gente en esta Argentina donde nací.

Ivan dijo...

Últimamente los relatos se están volviendo, ya casi, poemas... Jajaj... Relatos de películas.

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Te envio mail Gregory, no hay problema

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Uff, señor Ud. escribe tanto sin filtro, pasa de una idea a otra sin coherencia que no se que quiere decir mas de una vez. En fin... Espero le haya gustado, lo cual no se entiende si fue o no así. No me interesan los juicios de valor de la gente respecto de mi historia incestuosa. Es lo que fue, nada mas. Y es historia. No soy un escritor porno, por tanto si se le bajó..intente con un ngoso, los que lo usamos la teníamos parada todo el tiempo. Creo que hay unos dispositivos en sex shops que cumplen el cometido. Buena vida señor!

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Grs. voy con frecuencia. No es lo que hace 40 y pico de años

Jose Accion dijo...

No me interesan esos dispositivos, prefiero lo natural, aunque soy de PONER mas el mío
natural, su insinuación me resulta insultante.
Tampoco, pese a mi edad, soy bastante mayor que usted, las necesito para tener buena erección .
Se ve que tengo un estilo muy espontaneo, pero que no es nada banal en su intención y fondo, de decir las cosas, que al final no se me entiende en toda su profuncidad.
Partiendo de usted esa crítica es preocupante y que no se haya dando cuenta cuanto valoré el suyo, hasta los que me provocaron rechazo y no se haya comprendido mi apreciación e imparcialidad en temas que no puedo opinar.
Por lo que veo en alguna respuesta muy extendida que otro lector MERECIÓ de usted
(no valía tanto la pena), que comparto muchos de sus criterios de vida.
Entendí perfectamente el significado del debido respeto hacia residencias que eventualmente hubieran sido como territorio de los representados.
Por lo que yo sé, desde siempre, esa calidad la tenían las EMBAJADAS
(y eventualmente la residencia del Embajador) no las Consulares,,,
No crea tampoco que todos los lectores NO saben que LEVY STRAUSS (muy admirado por mi) NO es solo una marca de jeans.
Usted "señor" no se da cuenta, que desde su sapiencia y su experiencia, su discurso,
imparte también como una sensación de superioridad, bastante irritante también. Saludos. No le sorprenda para nada la DIVERSIDAD de comentarios.
Ese es el valor agregado excepcional que tiene ésta página.

Jose Accion dijo...

Espero que se publique mi respuesta a su muy altanera e insultante insinuación o indicación, "señor" y si implica "un juicio de valor" sobre mi manera de escribir y persona. Escribir bien no le da derecho a IMPONERNOS nada, y mucho menos "SOBRAR" a nadie. Puede ser que sea mas efectivo con aquel que "medio bruto"
escribe hasta con faltas de tipeo y/u ortografía o la "pifie" como yo,
pero que también tiene el derecho a opinar según su criterio, sea limitado o no.
Uno de los mas queridos, respetados y distiguidos panelistas de acá, según su propia "confesión" lleva puesto uno, "ngoso" de "tecnología de punta" y que no es de oro,
ni origen aristocrático. jajajajaj,,,, y se puede conseguir YA en Europa.
Justamente, en un comentario o pos, de algún panelista admirador de los caballos encontré descripciones esclarecedoras de sus cópulas homosexuales.
No crea que todos los lectores de ésta, somos ignorantes.
Y sepa que como muchos estamos dispuestos a aprender de los otros, muchos "doctos" y sobreabundantes, la mayoria no, pero dan ejemplo en sus respuestas y opinión.
A eso se deberá, mas que por curiosidad, el éxito que está teniendo esta página.
Ver mi agradecimiento a Leandro por haberme destinado un https

Jose Accion dijo...

Todos opinan, critican y cada uno se cree arrogado del derecho a juzgar.
Yo no lo hago, ni compito (ni me interesa un pito) justificaciones que no son para nada "doctorales" Si me parece que algunos, diciendo ser antropólogos, sociologos o artistas creen que están en derecho a hacernos partícipes y lo hacen, a través de una extraordinaria capacidad literaria, que SI me motiva sentirme inferior, pero nunca me apropiaría de texto ajeno y manosearlo a mi criterio. Como si fuera una prueba corregida por profesor, tendría mas sentido para mi y corregir mis falencias y mala interpretación, nunca a crear falacias, que si los son y muy crueles, desde "apologías"
que podrían ser consideradas soeces, como de darle a comer carne con vidrio picado a un perro, destrozado un gato o finalizar chupando el pene erecto todavía de un finado,,,
Se supone que somos adultos y mas en pagina así, no herirnos en nuestras sensibilidades ante REALIDADES que superan cualquier ficción.
Raro sentido que tienen algunos del erotismo y la sexualidad y pretenden darnos cátedra.
Y sin embargo a muchos "se les ponga al palo" o consideren "too horney"
Aduladores interesados tipo "cholulos" encontrarás en todos lados.
Los buscan atención sobre lo exótico y diferente, es contradecir conocimientos científicos (sean antropológicos o sociales) para nada inteligente y menos de gente "bien".
Sin presumir de nada, he estudiado mucho a nivel universitario, diversas materias y no por ello me siento autorizado para recomendar a cualquiera que estudie, porque esta en la persona y mas allá del título, MERECERSE esos conocimientos.
También considero muy paranoico pretender que se "deschave" mas de lo que que esta expuesto y a quien le interesaría, atentar contra memorias e historias viejas de un ex funcionario si cabe mas, por el simple hecho de saberse sobre la convención de Viena, creo, ya no me acuerdo, de derechos consulares y funcionamiento de la diplomacia.
Si, es una falacia afirmar que en esa condición podríanse realizar para su beneficio particular, cualquier tipo de negocios; como "empleados públicos" que son,
se deben (y en sus conductas) al Estado que representan.

Jose Accion dijo...

No mezclar las cosas ni las personas. Usted unifica mis observaciones con las "del pendejo" ...que le acusa de narcotrafico. Por supuesto que no debe de saber, algo que yo había olvidado, que el mayor valor en esa parte del continente eran diamantes. De ahí se deriva una original colonización en la vecina SudAfrica holandesa y la conformación del grupo original de poder blanco. Como, por supuesto para extraerlos "en bruto" han sido necesarias, en esa explotación especial, tantas vidas de esclavos y el sometimiento de la gran patria Zulú, disimulados o no, no sé, creo que "el señor" SI PUEDE OPINAR con mas fundamento Parece que siguen existiendo en la India y sobre todo de niños, mas que de las niñas) Asi como Jung y creo que por eso desistí a ser un editorialista fijo, me reservo el derecho a opinar lo que se me de la gana. Mientras no insulte ni humille a nadie, como muchos parecen estar acostumbrados como distinciónpersonal. Si no pongo en duda una realidad ajena, menos que lo hagan con una simple mía: el único negro, nunca supe de que etnia ni nacionalidad era ni me interesaría, solo por la forma de ser como SER HUMANO e individuo, mas allá de su color y/o costumbres y también rol
(que me señalen prejuicios respecto a ellos prueba que conocen poco de mis comentarios acá) y con quien tuve relación carnal, "vi de cerca" su intimidad, bastante mas clara y quizás mas roja que rosada, pero mas clara que el resto de su cuerpo. Hay cierta etnia arábe que es blanca tipo caucásico con los que fue confundido por los turcos Laurence de Arabia. No dá para que este señor monte en cólera sobre algo que yo observé individualmente, para generalizarlo en forma descomedida, ni mi referencia, tan solo de aquel único negro que conocí y sabía que no debería ser abarcativa.
Ya sabrá usted que muchos ejemplares de raza criolla, siendo blancos o "mates", tienen genitales casi negros, que no les quita para nada atractivo. A veces sí una "caucásica" considerada "bella" o como siempre las grandes azabaches de "los negros"
Opinar, a no ser que uno sea político, no es subirse a un excenario y no es solo ejercicio solo para "vedettes" o artistas que se autoconsideran primeras figuras geniales,
mas allá de si lo son o no. Es el criterio ajeno lo que los encumbra o no, mal que le pese a muchos y por ello siempre existieron los críticos profesionales en la rama del arte que se tratara, especializados. Yo no pretendo,,,
pero me tomo el trabajo de elaborar una respuesta y me siento responsable al hacerlo y en respeto y consideración a una persona.
Por lo visto, me tengo que dar por muy agradecido y honrado de haber distraído la atención "de un Dios del Olimpo" o ¿parecidos africanos? que este, sin duda
"distinguido señor" me ha dispensado,,, cuanta gente tóxica, que hay, ¿viste?
Una vez mas doy gracias a la página por el lujo de conocer a tanta gente y poderme darme "a conocer" por ellos, aunque la mayoría NO nos leerán, o comprenderán poco. Bastante haya muchos que opinan tambien " uffffff que largo" (¿y que pesados que son?)
y comprendan algo, sobre todo de los versados psicoanalíticos
Nueva mención a Leandro que me recomendó y yo a la vez a todos, un https://"quesebusca,,," de Woldpress.com, en comentarios finales de
"PELEAS DE LOCA SIEMPRE TE TOCA"
Esto parece ser un ejemplo también. jajajajaj

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Usted no es bruto señor, simplemente no se entiende lo que quiere decir y es como si con sus comentarios quisiera unicamemente destacarse de entre el público para ser el centro de la escena. Ni mas ni menos. entonces dice cualquier cosa con tal de estar presente, salta de un tema a otro sin nexo y abunda con palabras rimbombantes para impactar, mal le aclaro. Otra vez sin tener que ver la chota con ponerle azúcar al café salta hablando en este caso de la homosexualidad en los caballos (¿¿¿¿????) (¿¿Y???)
Ademas ¿que dice? ¿que quiero imponer a los lectores que se pongan tapones en el orto ?¿ para que? si me encanta hacer ojetes, los prefiero abiertos y sin obstáculos.

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Es uno de los tantos que me ha dicho divino. Gracias.

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Ni Pablo Castro Videla ni Yo hemos hecho apologías señor. Solo hemos compartido nuestras historias. Cálmese, no es para tanto. Otra vez no comprende el texto o bien la herida que le produce que le señalen falacias lo hacen descender al punto de no poder comprender la perdida de juicio momentánea de un chico que no se lo cuido ni protegió en lo esencial, que perdió al que creyó hasta entonces el amor de su vida y por el que fue pervertido a muy temprana edad cuando debieran haberlo cuidado de si mismo en un continente en guerra y desconocido para occidente. Con una madre que debiera haberlo agarrado de una oreja ante el primer episodio y llevado a Italia con ella. Con un padre que simplemente enloqueció como bien lo entendió el mayordomo negro. Juzga a un pibe que tuvo demasiada suerte en aquel lugar absolutamente inhóspito, mucho más de lo que Ud. puede imaginar a partir de una historia agiornada para que Ud. pueda disfrutarla. Hablo de un pibe que despues de esto y lo que podrá leer sigue, debió estar internado en una clínica psiquiátrica. Osea, No seguiré sosteniendo su inútil e incomprensible diatriva. Lea, opine, rebuzne y diga lo que quiera. Es decir siga haciendo ruido. Desde este lado gracias a la caapcidad de recuperacion seguiremos dando humildemente algo que pueda hacer gozar a muchos. Saludos

Iñaki dijo...

Sublime relato!!! La narración es impecable y la historia impactante! Cuanto talento tienes Juan Manuel!!! Gracias por regalarnos esas vivencias únicas

Pablo Castro Videla dijo...

me imagino, nada es como hace 40 años, en esos día teníamos en Argentina un J. R. Videla, dictador y asesino, en Uganda el monstruo de Idi Amin y el resto del mundo casi patas para arriba (posición sexual que adoro by the way) y muchas mierdas y miserias mas, hoy el mundo no esta mejor en cuanto a estos temas pero si ha avanzado mucho en otros como la ecología, el proteccionismo de la flora y la fauna (aunque falta y mucho) las libertades individuales rotan como el boson de Higgs en el planeta, todo es super cíclico y estamos condenados a repetir la historia si el cambio de conciencia tan promocionado por la era de Acuario no llega y pronto.
Sigamos escribiendo querido Juan Manuel guste o no y yo creo que gusta mas de lo que no, así que te deseo lo mejor y sigamos apostando a este site y al amoroso y buena persona de Lautaro que confía en nosotros y nos abrió las puertas con los brazos abiertos precisamente para que escribamos! Salud, amor, paz u algún dinero!

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Estoy cansado amigo Iñaki. Gracias. Remover todo esto me angustia pero veo que vale la pena. Gracias

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

Valoro el reconocimiento Ivan. Creo que poder transformar tanto dolor en algo que se acerque a la belleza de la poesía, si es que es tan así, es lo que me otorgó tanta terapia para poder "resignificar" como pretende mi último terapeuta.

Juan Manuel Di Laurentis dijo...

exacto! en esa crónica de 1940 podrán leer acerca de esta tribu de la Tanzania que conocí en los 70, pero que antes mi padre había recorrido en excursiones zafari.

Facu dijo...

Hola , acá pasivo y masculino, 31 años. Cuerpo robusto onda rugby. Si te va coordinar un encuentro escribime 1130218999