domingo, 30 de marzo de 2014

Homosexual y homofóbico!

Por Ale K - Y si, la homofobia no afecta solamente a heterosexuales, también en mayor o menor medida afecta a los homosexuales.
¿Alguna vez han pensado algo cómo?: “Yo soy gay pero soy serio”, “¡qué horrible! casi se besan en público”,  “Yo soy femenina, a mí no se me nota” o “Ese muchacho es lindo pero es muy fuerte” entonces ustedes pueden tener algún grado de homofobia internalizada.

En general, todos nosotros somos educados bajo un estándar héteronormativo. Que inicia desde nuestros padres, pasando por nuestros maestros en la escuela, el cine, el teatro, los cuentos infantiles y hasta la televisión, todo absolutamente todo, está hecho para educar solamente a los heterosexuales.

La homofobia internalizada puede ir desde una simple auto descalificación, descalificación a otras personas y hasta inclusive agresión física hacia otros homosexuales.

Nosotros los homosexuales, bisexuales y transexuales hemos tenido que aprender acerca de nuestra sexualidad en la calle, por nosotros mismos, ya que nadie sabe cómo hablar de este tema, ni siquiera las personas más allegadas a nosotros (nuestros padres).

Si hablamos de ejemplos a seguir, pues estamos en una peor desventaja: ¿Cuáles son las figuras de homosexuales que todos nosotros hemos visto desde pequeños? Solamente esas imágenes grotescas de gays de los cuales todos se burlan en los programas de humor de TV. Lo peor de todo, es que son básicamente los únicos ejemplos con los que contamos a nuestro alrededor.

Es fácil imaginar que con todos los estigmas, falta de ejemplos positivos y la falta de educación formal, nos encontremos en una sociedad homofóbica donde incluso un sector de los mismos homosexuales se auto discriminan.

Tenemos que reflexionar profundamente. Nosotros somos seres humanos tan imperfectos como los heterosexuales con las mismas capacidades de amar, trabajar, educar, querer, criar, etc.

Tenemos los mismos derechos a expresar nuestra personalidad libremente, expresar nuestro afecto, inclusive a tener nuestras familias y protegerlas mediante el matrimonio civil, nuestra constitución lo garantiza. Solamente falta convertir esos derechos en ley y pare eso tenemos que trabajar todos juntos.


Ale K

* Ale K es licenciado en Psicología y Abogado (UBA), psicoanalista y coordinador de grupos de reflexión. Trabaja con pacientes HIV, con parejas y varones gays.
Es comunicador radial distinguido por divulgar la cultura lgtb. 
*Tratamientos analíticos: Individuales adolescentes y adultos; parejas y grupos. 
Solicitar entrevista o comunicarte con él  escribile a su mail.

sábado, 29 de marzo de 2014

Mi pija publicada.... Hernán


Hola soy Hernán de Lanús y les dejo este video tb les dejo mi whatsapp para mensajearnos preferentemente ositos, peludos y gorditos mi cel es 1151201140

Cine Hot de Garay 1267 - Constitución- CABA


Me encamino para el lado sur de la Ciudad, tenia dos alternativas o irme al Cementerio de la Chacarita al que también recomiendan o el cine, elijo este último porque me parece que hay que tener un limite para el morbo.

La gente de este cine  es más bien humilde, tipo albañil o trabajador de la construcción, o chóferes de colectivos de las líneas que terminan en Constitución. Todos con onda, con ganas de algo, cero histeria del tipo manhunt, muy buenos, para un pasivo como yo que está sediento de chota, para activos como ellos que quieren colocarla.

Subo un piso y hay como un balcón, seguramente lo que antiguamente era la sala de proyección. Hoy van ahí los que proyectan que se las mamen y nosotros los mamadores.

Me topo con un tipo de unos 45 años con pinta de comerciante de shopping bien vestido con ropita fashion y bien perfumado que me hace "la pija tonta" me la pasa por el reverso de la mano y algo húmedo me queda en ella, se la agarro, lo pajeo y me huelo la mano, una mezcla de perfume, cigarrillo y chota están en mi nariz excitándome súbitamente, de pronto se mueve hacia un lugar más atrás y mas oscuro donde había más gente, algunos parados y otros arrodillados, pela totalmente su chota, se baja los pantalones y es el momento de comenzar.

Se la mamo como si fuese la última vez tratando de ver su cara en la que se dibuja una mueca de dolor y placer al mismo tiempo, otro ser anónimo se suma a nuestra reunión y el man al que se la chupaba me agarra la mano y me la pone en la chota del otro, mientras yo se la sigo chupando, este último me acaricia la cabeza y presionando desde la nuca, me hace entrar la chota de su amigo de la oscuridad, toda en la boca. Este empieza a dar unos pequeños gemidos y acaba, ahora este hombre que estaba detrás mío seguía sosteniendo con sus manos mi cabeza y se aseguraba que me tomara toda la leche que estaba cayendo en mi boca, -repetía: tomala y tragala, toda, tragala- me pasaba sus dedos por la lengua como para obligarme a tragar, algo que me excitaba mucho, independientemente de que no me tenía que obligar a nada.
El primer anónimo ya dejaba en mi boca las últimas gotas de semen y me miraba riendo, tocándome el pecho, una vez que se vistió se fue.

Mi partener (el que sostenía mi cabeza), se puso delante y ahora me metía su poronga mucho más larga y gorda que la anterior, paró un momento y agachándose me dijo en secreto: ¡quiero que te la comas toda! –Mientras me daba un beso como recogiendo con su lengua cualquier vestigio de sexo anterior que pudiera haber…

Su pija estaba en mi boca, no entraba toda y recordaba al protagonista de la película que se quejaba de lo mismo…  Solo que este hombre sediento de sexo no reparaba en mis ahogos y en la cantidad de saliva que juntaba y que me obligaba muchas veces a  algunos intervalos donde el segundo Anónimo me pegaba con su poronga en la cara.


En un momento y con furia hundió su verga en mi garganta, comenzó a hacerlo rítmicamente una y otra vez sacando totalmente su verga de la boca y volviéndomela a meter provocando pequeños ahogos con ruido.
Al rato empezó a descargar un contenido hermoso y cremoso de ansiedades, de frustraciones, de pedidos no correspondidos que llegaban a su fin a las 19 hs.

Su leche se esfumaba de mi garganta y el inspeccionaba que me la hubiera tragado, mientras tanto un pendejo de ropas más modestas tenía pegada a mi oreja su pija mientras miraba la escena, yo estaba terminando de limpiar la chota de mi amigo para que la guarde limpia y vaya a su casa, a su vida, seguramente a su mujer y a sus hijos.

Ya con la verga guardada pone en mi boca la pija de este modesto trabajador que empieza a moverse. Un sabor salado invade mi boca, su olor a bolas es fuerte y eso también me excita, ahora con toda su poronga erguida dentro de mi boca empieza a cogerme literalmente y a darme a intervalos besos con su lengua golosa que no deja espacios por recorrer, me baja los pantalones, trato de resistir pero me dice:
 -bájatelos, déjate hacer- y yo me dejo…

Ahora el que estaba parado era yo; el mamaba mi pija que no podía más.
Su pantalón de jogging comprado en la Saladita seguramente estaba en el piso.
  ¡Se lo había sacado! Y dándome vuelta me empieza a chupar el orto, esmeradamente, como nunca antes, su lengua hurgueteaba mi agujero que se abría cada vez más, pensaba en los documentos en el poco dinero que llevaba, en todo lo que iba a perder y en la forma en la que me iba a arrepentir, con gemidos del film de fondo, siento que me comienza a puertear mi ano con una pija de considerable porte, sus dedos jugaban con mi orto y como en un pase de magia su glande ahora estaba dentro mío y poniéndose en cuclillas conmigo encima ya su verga estaba toda dentro provocándome solo placer.
Cuando estábamos en el piso me dijo: -no te esperabas esto... ¿eh? – ¡Mira que lindo nene se coge el negrito! - y me pasaba su lengua por el cuello-

Intuía que se reía y que disfrutaba, nos levantamos con su pija dentro y colocándome contra la pared me empezó a bombear de una forma que me era muy placentera y por fin vino mi gran final, sin necesidad de tocarme siquiera, ya que mi calentura era tal que  chorros de mi semen iban a dar contra la pared cuando comencé a sentir que su verga durísima ardía, quemaba, latía dentro mío, un liquido caliente (muy) me invadía y se perdía en mis entrañas.

Ahí advertí que a mi lado había un chico de unos 19 años en la misma posición que yo, apoyado en la misma pared. Un hombre de unos 50  se lo estaba “moviendo” enérgicamente. El pibe tenía la mirada perdida en como me cogian, me miró nos reímos y lo besé. Acomodé mi ropa (tenía los documentos), salí y empecé a caminar por Garay para tomar el 39 y volver a mi casa, un colectivo llegaba a la parada pero yo no pude correr por el dolor que tenia en el orto y porque correr implicaba expulsar el semen de este último anónimo que aun quería tener dentro mío.

Cine Hot de Garay 1267 - Constitución- CABA
                                                                                                   
                                                                                                                      
José Luis

viernes, 28 de marzo de 2014

Nuevo Cine Victoria (H.Yrigoyen 965)

El nuevo cine Victoria está a metros de la 9 de Julio, te queda joya para llegar y tiene la particularidad que te encontrás con chavones de traje (para los que les gusta) y con gente que va en busca de un buen lugar para la descarga de guasca, para tomarla también.

Si no tenes tiempo, llegas y así no más te vas al 2 subsuelo donde hay un cruising en que podes pelar la chota y siempre algún goloso va ir en tu ayuda, si queres tomar leche, hay lugares para sentarse y esperar que llegue una poronga proveedora.

También podes ver una película. La mejor hora entre las 14 y las 17 hs. No se lo pierdan, lejos de la histeria que hay en otros cines acá vas y salís bien relajado.
LO MEJOR: Ir con ropa cómoda de gimnasia en lo posible.


Dicen los que fueron: 


Yo hace años que cada tanto voy a este cine. Es muy bueno, como dicen. Se da y recibe leche de lo lindo. Recomiendo bajar por la escalera que está al fondo de la sala de hetero y, al pie de la escalera ir a la derecha (abajo de la escalera). Ahi siempre hay acción. Si te gusta algo apun mas morboso, para la izquierda hay un cuartito socuro chiquitito pero 100% oscuro. No sabes a quien se la chupas. Entras y sentis las manos que te guían, nada mas. EX-CE-LEN-TES experiencias.

Siempre tengan cuidado porque a veces te abren el cierre del maletin y te roban la billetera, el celu o lo que puedan. No todos por supuesto. (sobre todo en el cuartito...)

La verdad, comì muy bien. Por morbo personal cuento la cantidad de pijas que me como cada vez que voy a un cine. Esta vez fueron 11 hermosas vergas. Publico variado, aunque es verdad que hay gente mayor en su mayoria, pero como a mi me caben los maduritos, no problem con eso,al contrario. El mejor, fue un chongo que bajo de la sala hetero a que le tiren la goma (la tipica) y mandarse a mudar sin la calentura. Un lindo macho de unos 35,bien rustico pero lindo tipo, con una hermosa chota bien peluda (tengo un morbo con el vello pubico, ja) que descargò toda su leche directo en mi garganta. Le tome la leche a 5 mas ese dia. Tres me cojieron. Asi que bien, al menos yo recomiendo ir. Y es verdad, cero histerias, nada que ver con otros cines con cabinas mas "top" en que es un desfile de locas snobs en pose e histericas a mas no poder. Aca se coje, se chupa y se traga sin vueltas.



Marcos L

jueves, 27 de marzo de 2014

miércoles, 26 de marzo de 2014

Mi pija publicada ... Iván


Machito tranqui por zona de Villa Crespo,
 1,75, 82k, 22x6 (lo que ves).
rapadito. bi muy activo. busco sumisos .
Dejen mensajes, skype y mails que contacto. 

TETERAS DATA: Por los andenes del Belgrano.

Ferrocarril Belgrano Norte
Siguen muy vigentes, tranquilas y productivas, las teteras de las estaciones del Ferrocarril Belgrano Norte, en especial las de la Estación Carapachay y Florida, en esta ultima las teteras de los dos andenes.

La estación Carapachay la del anden en sentido RETIRO, los mejores horarios a la mañana temprano, cuando la gente espera el tren para ir a trabajar o descienden en esas estaciones para ir a trabajar y a la hora cuando todos regresan alrededor de las 18:00, a las 20:00 las cierran.

 Es mas, la estación Carapachay, del mismo lado del anden en sentido Retiro tiene un caminito que termina en un árbol al lado de la vía, donde hay solo un paredón, a veces cuando cae el sol esta bueno ir hasta ahí, y te agarras del árbol y te bombean sin ningún problema.

Otra es para destacar es la tetera de la estación Olleros, que se puso muy pero muy buena desde que la abrieron otra vez, y como siempre en los horarios de la mañana y la tarde a la salida de la gente del trabajo.

Bueno, te sigo manteniendo al tanto de las novedades que vaya recibiendo y conociendo.

Besos enguascados.


Tulipán

domingo, 23 de marzo de 2014

Soy gay. ¿Se me nota?

Muchos homosexuales se escandalizan con los chicos afeminados y las chicas masculinizadas por lo mismo que sus características no concuerdan con lo que la misma sociedad heterocentrista espera de ellos, lo malo es que al estigmatizar a aquellos que no encajan en esos modelos "hetero" se condenan a si mismos al juego heterosexual nivelador, algo así como escupir hacia el cielo.
Conocí a varios hombres gays que se sentían incómodos con el hecho de que existieran lo que llamaban “afeminados”. El problema para ellos no era que les gustaran otros hombres sino que la sociedad pudiera sospecharlo. Mejor dicho, que hicieran “quedar mal a la comunidad”.

Hace poco leía una entrevista a un escritor colombiano abiertamente homosexual, en la que narraba que sus padres detectaron muy temprano que él era gay. Sin embargo, él aclaraba una y otra vez que no era porque fuera amanerado. No, seguramente él como el 99.9 por ciento de los homosexuales, es de los “afortunados” que, contrario a los demás, “no se les nota”.

En una ocasión, un psicólogo tranquilizó a los asistentes a una charla en la que yo participaba, diciéndoles que no se preocuparan, que en muchos casos la homosexualidad no se notaba. ¿Lo malo, según él, era lo contrario?

En otra oportunidad escuché a un joven activista decir: “no entiendo por qué en nuestra comunidad rechazamos tanto a los hombres ‘maricones’ como Gasalla o Perciavalle, si la mayoría son divertidísimos. A mí por lo menos, me hacen reír mucho” -decía.

Partía de la falsa premisa de que él no era un homosexual ‘marica’. Y en su defensa del “gay amanerado”, no hacía otra cosa que reafirmar la supuesta superioridad de los que, como a él (en teoría) “no se les nota”.

Para desarmar esas falsas creencias que me acompañaron durante años, fue necesario pasar por un largo y juicioso ejercicio de empatía, de aprender a ponerme en los zapatos de los demás, tanto de quienes tienen los prejuicios como de quienes han logrado liberarse de ellos.

Logré entender que la homosexualidad no tiene que disfrazarse de heterosexualidad para ser aceptada. No tiene nada de malo serlo ni parecerlo.
Legal y culturalmente, cada persona puede y debe construirse como quiera.

Todos tenemos derecho a crecer con prejuicios. Es casi inevitable no adquirirlos en la casa o en las instituciones educativas. Al igual que los virus, están por todas partes. Lo que es censurable es acomodarse a vivir con ellos hasta que la muerte los separe. El chip sí puede cambiarse, es cuestión de voluntad.

Después de un proceso de aprendizaje, entendí que así la mayoría de personas creamos que es a los demás -y no a nosotros- a quienes “se les nota”, todos estamos en nuestro legítimo derecho de evidenciarlo si así se quiere. Esto, además, no debe tener una connotación negativa sino ser más bien un rasgo de autenticidad y un gesto de libertad. Es la única forma en la que dejaremos de ser una mala copia del hombre heterosexual

Más que un derecho, tenemos que llegar al punto de que la diversidad, en su máxima expresión, sea vista como un valor. Esta es justamente una de las reivindicaciones en mora del movimiento LGBT: valorar la propia diferencia.

Ale K

* Ale K es licenciado en Psicología y Abogado (UBA), psicoanalista y coordinador de grupos de reflexión. Trabaja con pacientes HIV, con parejas y varones gays.
Es comunicador radial distinguido por divulgar la cultura lgtb. 
*Tratamientos analíticos: Individuales adolescentes y adultos; parejas y grupos. 
Solicitar entrevista. Para comunicarte con él  escribile a su mail.


sábado, 22 de marzo de 2014

Sexo oral en la D, con gente de buena clase...

Esto me sucedió allá por el año 2006 a mitad de año aproximadamente..un sábado al mediodía..yo vivo en Ezeiza y en esa época trabajaba en Belgrano en un call center en ventas para Telefónica de Argentina..como cada dia tome el colectivo , el tren a Constitución y la linea de subte C hasta Diagonal Norte, alli espere el subte de la linea D para ir hasta la ultima estación de este, Congreso de Tucuman, yo desde siempre sabia q era gay y ya me había iniciado en ese mundo... y habia experimentado con algunos hombres que encontraba al pasar en mi vida cotidiana.

Estando en Diagonal Norte llega el subte desde Catedral subo y me quedo parado observando el vagón semivacio por ser fin de semana ..el subte avanza y a la altura de la estación del Alto Palermo,  Bulnes, sube un hombre hermoso, morocho unos 35 años en ese momento, barba de unos 2 o tres días, boca mediana y carnosa, arito en su oreja izquierda , medio morrudo, remera blanca, mangas cortas, bermuda de jeans y zapatillas negras, su remera se pegaba al cuerpo.

Lo observo, me mira, mira para otro lado, me siento, lo sigo mirando cada tanto y el también a mi, con cierto miedo de que me pueda decir algo, decido sostener mi mirada y hacerle una sonrisa leve la cual el responde de la misma manera!!

Llegando a estación José Hernandez el tipo baja, me arriesgo y bajo también, sube la escalera mecánica, enfila para el baño de hombres.. (les cuento que el baño de José Hernandez en esa época estaba abierto y era agradable ir y buscar algo, hoy ya no, permanece cerrado, los dos mingitorios están al final del pasillo en el cual se conforma el baño junto a tres cubículos de inodoros, y se podía pasar un buen momento y hasta coger ahí dentro) yo también voy para el baño, como era de esperar no había nadie dentro, solo el y yo y afuera no había ningún tipo de custodia de nada.

Con la simple excusa de "hacer pis" me pongo al lado de él y empiezo a jugar con mi pene, cuando vi lo que tenia para jugar me quede boquiabierto!!! Era trigueña como el, estaba amorcillada, era gruesa, en estado flácido tendría unos 15 cm, su cabeza era grande y gruesa como su pija.
No muy venosa pero tenia, sus huevos eran grandes, el rosado vivo de su cabeza se destacaba por sobre su tez trigueña. Obviamente que mirada va, mirada viene ambos nos masturbábamos hasta que decidí bajar y empezar a chupársela, (fue mi primer chota grande).

Cuando me agacho pude oler su aroma a hombre mezclado con el olor a vivere de su boxer blanco junto a su olor a jabón como recién duchado de su pene ...cuando la empecé a chupar su pija creció en mi boca y fácilmente llego a los 19 o 20 cm, me deleite jugando con mi lengua en su cabeza grande y me la comí varias veces , lengüetas y mordisco a todo su pene, cupe sus huevos a full también , yo estaba que estallaba de placer y mas loco me ponía sentir como gemía ese morocho, me levanta y me besa, me comió la boca con efecto sopapa,!! jaja
Me toca la cola y me la pide, me niego aduciendo que era peligroso allí y que no tenia tiempo (estaba asustado por tremenda pija en ese momento de pocas experiencias) lo entiende y me hace bajar de nuevo sigo chupándola intento tragarla toda pero no es posible.

Luego de unos minutos me agarra la cabeza con sus manos y me hace tragar para acabarme en la boca, finalmente lo hace pero no me la trago, su leche calentita tenia un gusto dulce, la escupo en el mingitorio...

El tipo quedo satisfecho, el era hetero según me dijo y no chupaba vergas ..me ayudo a acabar masturbándome en el mingitorio y dándome un beso...una vez acabados , los dos nos limpiamos y acomodamos, primero salio el y luego yo, el salio a la calle y yo baje al anden del subte D para seguir a mi trabajo.

Esa tarde recordando lo que me sucedió y viví me masturbe una vez mas en el baño de mi trabajo y esa noche en mi cama!!!!
Nunca mas lo vi y jamas supe su nombre, solo se que en ese momento la pase de 10!!..  En los 3 años siguientes seguí frecuentando las estaciones de la linea D , Olleros y Hernández fueron las mejores para mi, se encontraba mucho hombre casado "heterosexual", con lindo y rico aspecto y de buena clase!!!

Gabo Arancibia

TETERAS DATA: Cines vigentes.. CABA


  • ABC Vigente 
  • APOLO. Murio hace años 
  • BOX LAPRIDA. Actualmente tiene cartel en la puerta de Cerrado Momentáneamente por reformas / 
  • CINEMA FLORES. Fue  
  • EDEN Ayer 20-03 Fui a las 17 y estaba cerrado. Alguien Sabe que pasa ? / 
  • EQUIX. 
  • IDEAL (Cerrado por reformas)
  • MULTICINE Y NUEVO VICTORIA- Vigentes  
  • HOT de Av. Garay , Vigente.
  •  Cine de San Juan (Av San Juan 3246) CERRADO




jueves, 20 de marzo de 2014

Plaza Baños Turcos. Un sauna en La Plata. Calle 6 y 54.

Fui a La Plata, y después de hacer ministerios me fui al sauna. Mi sorpresa fue ver que lo arreglaron,(lavada de cara) eso si un poco cara la entrada con respecto a Bs As. (Ya en el rango de los $100).

Por eso deje de ir, y voy más Bs As. yo soy del conurbano.
La verdad que lo pase bien , entre a la 14 y al rato un barbudo me chupo la chota y después me entrego el orto, en el sauna, eso si me cague de calor.
Por eso mas tarde fui a la pileta, y me encontré un flaco que lo cogí hace como dos año atrás, el se acordaba de mi, así que fuimos a los reservados y le di a gusto.

Así que dos polvo en dos hora bastante bien! Antes de volver me hice chupar la pija por otro.
Es un baño turco de los de antes, no tan fashion como los spa porteños. El ambiente de gente puede dar lugar a dudas, pero los que atienden se les nota que son gays a la legua.

Entras por calle 54 en el número 549,  por unas escaleras, tocas un timbre te abren y vas a un lugar donde hay unos sofás, pasando un puerta que dice "Entrada" y ahí un inmenso salón donde están varias reposeras, el bar )donde te dan toallas, ojotas y llaves del locker). Los Lockers están en la parte de adelante junto a los salones de masajes. Siempre hay masajistas (generalmente dos y más baratos que en Buenos Aires, aunque creo que ahora está todo más parejo, uno de ellos hace masajes eróticos).

Al fondo un bar con mesas y más atrás duchas, baños y 2 jacuzzi, saliendo hay un pasillo con un sauna húmedo, una "puertita", el sauna seco y al fondo los baños turcos uno más templado y el otro cálido.

Son bastantes fuertes. En cuanto a la "puertita" tiene unas tiras de plástico donde vamos al sector reservados y ahí se ve la condición gay del lugar, hay una sala de video donde no pasan pelis de dibujitos animados si no las famosas películas checas, luego un sector de reservados, con colchonetas tiradas al piso.
Rango de edad muy grande más de 50 con raros jóvenes (puede haber heteros, pero la onda dominante es gay, todos pasan por la "puertita".

Queda en calle 6 y 54, del Club Español, a una cuadra de la Casa de Gobierno.


Teléfono: (0221) 427-1313
Dirección: 54 549 La Plata



Marcos Corvalan 

miércoles, 19 de marzo de 2014

Contacto en Mendoza!



Somos una pareja (un chileno 30 años y un caribeño 25), ambos versátiles el moreno de muy buen culo, el chileno de buena verga, con ganas de una buena follada con algún mino.... estamos de paseo por Mendoza y seria entretenido una buena garcha, rangos de edades ojala aproximados, pero todo depende....
Y un par de fotos... si alguien le gustaria filmar /cojer con nosotros agregar  al whats app + 569 690 279 89  Caribe
Por su atención gracias, excelente blog, me corro muchas y muchas pajas  con todo lo q aca se lee u observa...

Edgard

Bisexualidades y testimonios.

Siento atracción tanto por un cuerpo masculino –lleno de fuerza y con marcados relieves musculares– como por la ternura de una mina –con su piel tersa y facciones delicadas. Para mí la bisexualidad es una búsqueda por la belleza en sus múltiples expresiones, colores de piel, facciones, vellosidades y musculaturas. Me he enamorado de más mujeres que de hombres.

Pero aunque satisfago mis necesidades con las mujeres, con quienes he tenido más relaciones de noviazgo, nunca he perdido la atracción por los hombres. No finjo en ninguno de los casos. Aunque me definí como bisexual hasta los 22 años, comencé a fijarme en personas de mi mismo sexo desde la pubertad. Al compararlos con mi cuerpo, admiraba en otros cuerpos los primeros rasgos de cambios físicos propios de la edad. Hubo acercamientos sexuales, pocos y tímidos, sobre todo masturbaciones en grupo; y lo que fue curiosidad se convirtió en atracción.

Mi escuela era sólo de varones, por lo que había momentos en que los compañeros se exhibían y yo no dejaba de fijarme en sus piernas, en sus brazos, en su cutis. Mi primera experiencia bisexual fue a los 16 años, cuando me enamoré de un hombre. Estaba nervioso, con el corazón en revolución, ansioso por explorar todas las formas de satisfacer mi necesidad con el otro y de satisfacerlo a él. Por esos mismos años las mujeres llegaron a mi vida, fueron algo nuevo por descubrir y los encuentros sexuales fueron bastante atractivos.

Como bisexual me he sentido libre, capaz de admirar la belleza donde se presente y de experimentar la sexualidad en su plenitud. La mayoría de mis familiares y amigos no lo saben. Prefiero ocultarlo porque creo que, al menos donde vivo y en los círculos donde me desenvuelvo, cambiarían actitudes hacia mí. Tengo muy pocas ganas de dar explicaciones respecto a mi sexualidad, sobre todo a quienes no las merecen.

Conozco muy pocos bisexuales que se atrevan a externarlo y no sé de grupos activistas en mi ciudad. Pienso que si viviera en otro lugar, donde hay más apertura, sería distinto y me sentiría más libre para hacerlo público.

Rodrigo (tiene 27 años, es profesor universitario y vive en San Juan).

Así te quería tener... lleno de pijas


Espectacular cuando el man que recibe se anima con unas cuantas, me apasiona ver cuando esperan pija y se vuelven locos por ver que les entre la de alguno más. Olor a bolas, a hombre, olor a pija que es a lo que sabe tu aliento.
Marcos L

lunes, 17 de marzo de 2014

Relato de camioneros.


Venía re cansado del sur, se acababa un largo viaje antes de llegar a mi ciudad, hacía calor y decidí descansar un ratito en la estación de servicios de la rotonda de la ruta 51 en Saladillo y paré ahí, viajaba en coche y aburrido.

Una parvada de gansos le daba color a esa hora tranquilisima de la siesta, unos pocos camioneros bajo los arboles se daban al descanso; en la parte trasera hay una lagunita y un parque y ahí habían algunos sentados dormitando.
Me fije en que estaban sólo con boxer... me fumé un puchito y me senté a charlar con ellos... eran mendocinos y esa tonadita hacía más amena la charla, después de hablar de fútbol de minas de precios y de tantas pelotudeces, nos saludamos y dije que iba a las duchas; me dijeron que eran muy limpias y que era un gusto usarlas, sobre la marcha el más flaco y morocho.... el otro era un gringo blanquecín, dijo que el también iria a ducharse para pasar el calor y para seguir ruta.
Yo me dirigí a las duchas que están junto al baño de varones.

Entré -por cinco pesos. hay una flaca piola que es la que mantiene limpios los servicios. Me desvestí y me puse a afeitar... en eso llega el morocho con una baranda de transpiración muy evidente, como venia sólo con un bermuda y una musculosa para poder entrar en el full, rápidamente se quitó todo y se quedó en bolas...  haciendo un par de cargadas
Yo me seguí rasurando y mirando por el espejo, el racimo del flaco estaba muy veraniego o sea con las bolas que casi le arrastraban -separándose de calor del cuerpo- y una chota morcillona

Me termine de rasurar y me metí a la ducha, dejando la puerta abierta, siempre está la desconfianza de que te afanen la ropa o documentos y celus, él también se metió y el agua se nos cortó a los dos ; o sea no pueden ser dos duchas simultáneas..
el chabón dijo que esperaba a que me bañara y salio del cubículo y se afirmo en bolas en la mesada del lavabo, y se puso a charlarme. De un cuanto hay.
cada tanto se pasaba la mano por su picha húmeda, apenas mojada y miraba mi masajeo de las bolas y de mis cachetes... y dándole a la charla.

Terminé y para ir a buscar la toalla él ni se movió así que tuve que pasarle mi pompis por su delantera... riiiiiiiico

Me senté a secarme y el se metió a la ducha, siempre con la puerta abierta y comenzó a lavar indiscriminadamente su chota que pronto se transformó en una linda pija dura y morada. y sin decir nada me la empieza a mostrar... yo termino de vestirme y le digo que nos tomemos una cerveza al salir, dale me dice, esperame en el full.

Fue la cerveza mas caliente que he tomado... porque este cuerpo estaba así.
Me contó de sus viajes, el otro colega suyo ya había partido, de su esposa con la que anda tiroteado y de que hace unos meses había descubierto las relaciones sexuales con varones... no le gustan los travas...

Que va y viene me propone irnos a su camión a charlas y ver qué se puede hacer... y fuimos...
Gracias que tenía aire, aunque hacía falta algo oloroso para matar ese perfume de puma en celo...jajajaj

Charlamos y comenzó poco a poco....


Y dale con la charla, tanto ya sabíamos para dónde iba la cosa, sacó una note y me dijo que no conocía muchas páginas de onda a ver si le enseñaba y que se íba a poner más cómodo; el morocho se sacó las bermudas y se quedó en bolas acariciándose laquetejedi, empecé a darle una clase de navegación aprovechando el wi-fi de la estación. Hay varias páginas que tienen que ver con experiencias de camiones y sexo, así que nos entretuvimos.

El chabón me dijo que me pusiera cómo también, las tienditas ya las había cerrado. poco interesó la charla y comenzó a preguntarme si le había gustado el espectáculo en la ducha, al que le respondí que por supuesto.
Historias van historias vienen, la cosa que empezó a manosearse y la chota se le puso re dura, y muy linda. Me dijo que andaba cargado porque con su mujer ya no pasaba nada y hacía días que no descargaba y que si yo quería probarla.
Comencé una buena mamada, ya estábamos en la litera del mionca y el mendocino aprovechaba para decirme guarangadas, que parece le gustaba y que me hacían calentar más, alargaba su mano y me tocaba el ojete y cómo andaba con la carga completa, muy rápido se vino, aunque quería que yo me tragara la huasca deje que se disparara para todos lados; hay que ser cuidadoso!

No hubo tiempo para el reposo, el chabón me contó que nunca había hecho una mamada a nadie y que le gustaría hacérmela, así que ni corto ni perezoso comenzó a meterla en su boca, fue medio complicada porque los dientes se hacían notar y la falta de experiencia también, pero siguió -en medio de ahogos- trabajándola.
Pronto su picha creció de nuevo, negra y brillante: y sobre la marcha le dije que me quería sentar en ella, colocamos el forro y comenzó a bombearme, para los que han hecho sexo en un camión saben que el espacio es medio reducido así que había que contornearse bastante, pero quién no ha hecho contorsiones cuando hay que hacerlas.. otra que el hombre de goma de un circo.

Así estuvo largo rato dándome, mientras yo exploraba su ojete peludo con mis dedos, aunque al principio se retiro un poco luego se dejó hacer sin problemas.
Me cogió muy lindo y por largo rato, tenía buen movimiento de caderas y me mordía la espalda con ganas, qué gran sensación! fue un muy polvo.
La hora avanzaba y yo tenía que seguir camino, y no quiso que se la pusiera yo, sólo lo apoyé un cacho pero no se atrevió a más..
Intercambiamos teléfono y correo y limpio de rastros de la lucha carnal me dio un beso muy profundo y me bajé del camión... me dijo que pasaba por la zona el lunes siguiente y que lo esperara en el peaje de la 205 Saladillo... ahí estuve puntual
Ya vendrán otros relatos.. por esas zonas de buen levante

Paolo

prossi1970@yahoo.com

domingo, 16 de marzo de 2014

TETERAS. Shell de Tecnópolis.

No me acuerdo ya como es que llegué la primera vez a la Shell de Tecnópolis. Creo que leí algo acá y un día pasé para probar. Desde ese momento soy habitué. De a poco comenzó a gustarme y empecé a dejarme llevar, una vez unos viejos me vieron pajearme y se me acercaron, termine chupando pijas a todos, fue terrible. La mayoria de las veces se te acerca alguien y te pega un flor de pete, o cuando se arma algun grupo y los ves garchar. Siempre que puedo me doy una vuelta...

Busquen en otras teteras, pero como esta no van a encontrar, si quieren que les chupen la pija...Y para los mas atrevidos, hasta pueden voltearse algún putito en el box del baño...

La recomiendo la Shell de Gral. Paz, mano Rio de la Plata. Cuando voy a buscar a mi jermu al Dot, hago cada tanto una paradita ahi...varias veces me chuparon la pija mejor que una mina...Estoy hablando tipo 19 o 20hs...
Impresionante!!!! Es muy limpio, seguro y tranquilo el lugar....Ya les pase el dato...No el fin de semana y en estos dias x vTecnopolis, ya que hay muchas famlias y nenes con sus papas, pero intenten pasar un poco mas tarde....Satisfaccion garantizada y gratis

Gemía y decía: "Uhh como me estas rompiendo el orto!!".
A mi me hicieron acabar 2 veces sin sacarla con una terrible chupada de pija que me temblaban las piernas. toque una pija de un trajeado en los mingitorios y una vez se me escapo un gordito muy nena que daba como para probarle la colita.

Hoy me garché a uno en la mano a capital tipo 8, entre y estaba en un box.

Meé vi que me miraba y me empecé a pajear, al toque salio se puso en el mingitorio al lado mio y me empezó a pajear, pasaron unos minutos y me pregunto si quería un preservativo y le dije que si, mientras me lo ponía se puso y me dio la colita y lo empecé a bombear, como la tengo gorda empezó a gemir y a decir: "Uhh como me estas rompiendo el orto".

Estábamos en pleno bombeo y entro uno que al final buscaba lo mismo y seguimos, seguí bombeándolo y al toque entro otro y adivinen que? Buscaba lo mismo, mientras que yo seguía ellos dos se empezaron a tocar y yo meta bombear, hasta que uno me empezó a apoyar y otro cuidaba la puerta!

Acabe y nos fuimos, justo cuando me estaba lavando las manos que fui el ultimo en irme entra el flaco re ortiva de limpieza y como siempre me miro con una cara de orto. Pero yo ya estaba echo.

Marcos L

sábado, 15 de marzo de 2014

La raja de Need

Le dije: Mostrame que tenes allí y cuando sacó el "monstruo"
casi muero porque nunca había visto algo tan cabezón,
grueso, desbordante y lustroso como eso.
NO soy mujer y le cuento a un amigo lo que me paso:

El viernes fui de pesca a un rio cercano. Instalé una pequeña carpa y me puse a pescar...
El sábado al atardecer había tirado el anzuelo, cuando aparece un tipo que también andaba de pesca y se acerca, saluda y veo que se la salen los ojos y queda mirando extasiado mis "jamones" (Yo estaba en pantaloncitos y los habia arremangado muy arriba y se veia parte de mi cola, blanca y redonda al igual que mis muslos).

El tipo no podia sacar los ojos de alli. Le dije que se sentara y tomara una cerveza que tenia y lo hizo. Yo me hacia el distraido y me inclinaba asi mostraba mas... Vi que al tipo le crecia un bulto enorme en el pantalón y al rato estaba todo mojado mientras emitía sonidos sordos como UHhhh!, UUUUhhhh!.
No aguantó mas y me acarició las gambas, yo lo miré y dije: Te gustan? y dijo SIIII!!!!!!

Le dije: Mostrame que tenes allí y cuando sacó el "monstruo" casi muero porque nunca había visto algo tan cabezón, grueso, desbordante y lustroso como eso. No aguanté y traté de metérmelo en la boca, me entró solo la mitad de su cabezota mientras el tipo gritaba y gemía y chorreaba leche como poseído...
Al rato no pudo más, se le hincho espantosamente y gritando y temblando empezó a largar grandes chorros de semen que se me escapaban por la boca y creo que también por mi naríz mientras yo trataba de tragar todo lo que podía. Casi me ahogo. CUANTA LECHE!!!... Ohhh!!!!!

Eso tardó un largo rato hasta que dejó de largar chorros pero siguio goteando.
Yo estaba lleno de semen por todos lados. Su "monstruo" siguió duro pero mas deshinchado.
Al rato me miró los jamones, los "manoteó" y manoseo, luego me metió en la carpa, me dió vuelta "cola arriba", me sacó el pantalón, me abrió el "culito" y me enterró la lengua en el agujero, la revolvió y revolvió hasta que me lo dejó muy mojado, cuando se me subió encima y me empezó a coger lentamente....
Yo creí que me rajaba, me partia en dos,QUE CACHO DE VERGA!!!

Al principio no entraba y empujo hasta que se escuchó como un flopp! y entró su cabezota. Penetro unos centímetros mas y se trabó de nuevo. Empezó a empujar y empujar hasta que sentí como se me dilataba todo y entró mucho mas, pero de nuevo se trabó y empujó y empujó hasta que sentí como un desgarro y pegué un grito cuando entro todo, eso creía yo...

Al rato toqué para saber lo que había entrado y Oh!, solo la mitad!!! y yo ya me sentía totalmente rajado!!!!
Y siguió entrando y entrando... Cuando lo metió todo yo sentí que me abría en dos. Tanto que empujaba vi luces y ondas de colores que partían de algún lugar dentro mio y tuve un terrible orgasmo anal y otro y otro... hasta que me desmayé!!!

Cuando volví en mi, el tipo estaba entrando y saliendo de mi cuerpo como poseído y yo sentía que me desgarraba todo. Entraba lento y salia, lento y largo y me arrancaba todo hacia afuera.
Tuve como 10 orgasmos más cada vez que sentía que me inyectaba mucha cantidad de algo muy espeso y caliente.

La cosa siguió así por casi 2 horas. Cuando la empezó a sacar sentí que me succionaba las entrañas y me las arrancaba. Cuando sacó la cabezota casi me arranca todo y de mi cola salió un "chijetazo" de su leche, una y otra vez y otra vez hasta que me deshinché ya que estaba repleto de semen, por lo que me dolía el estómago.

Al otro día, cada vez que me sentaba se me abría  y todavía chorreaba leche...
Ahora, cada vez que recuerdo eso tengo un orgasmo involuntario!!

Lo extraño!
Need

newnedd@gmail.com


viernes, 14 de marzo de 2014

Con un rastaman en el Victoria.

Ayer fui al Cine Victoria, el de Yrigoyen. A mi gusto feo lugar. bastante  sucio y poca gente apetecible.

Como estoy corto de guita no queria irme sin  aprovechar los 50 mangos de entrada así que esperé un rato. Veo un rasta  (nunca me atrajeron por su aspecto sucio) pero era el único acorde a mi edad (40). Estaba tan caliente que aunque suelo ser activo, me senté al  lado y lo empecé a tocar. Pija fina y mediana. Supe que me iba a entregar.

Se la chupé y nos fuimos al fondo, a un cuarto oscuro abajo de la  escalera. Los dos muy zarpados, besos, salivas, abrazos. Le chupé huevos,  tetillas, sobacos y culo ( a pesar que me advirtio estar sudado; no me importó, al contrario). La hago corta. Terminé entregando. Me cogió perrito  y patita al hombro acabando adentro con globo.

Al toque acabé pajeándome  mientra besaba su ombligo. El lugar horrible pero la experiencia de primera.
Martín, si lees esto, perdón por prejuzgar a los rastas. Ojalá estuviéramos de nuevo juntos en un lugar más cómodo para hacer todo lo que no pudimos y los dos deseamos...

Atentamente, Mariano |

Bisexualidades y testimonios.


Hace tiempo que leo el blog aunque vivo en México, es imposible dejar de leerlo, me gustan los relatos, los tips que dan y las notas que escriben sus profesionales. Me llamo la atención una que escribiera Ale K,  "Un BI en el diván" y quería contarles mi experiencia. 

Si hay que ponerle una etiqueta o una orientación, actualmente considero que soy homosexual, porque estoy casado con un hombre, pero tuve parejas mujeres y era algo que disfrutaba. Si en algún momento estuviera libre, pensaría en la posibilidad de estar con una mujer. Nunca tuve relaciones con un hombre y con una mujer durante el mismo periodo, era una o uno, no era de hoy termino con una mujer y al otro día empiezo con un hombre.

Me importa más la persona, aunque la comunicación es diferente: con un hombre como que hablas más directo, con una mujer de repente tienes que codificar muchas cosas. Sin embargo, tanto con un hombre como con una mujer tienes conflicto, peleas, desacuerdos, porque es humano. Más que descubrir la orientación bisexual, lo que acepté fue mi orientación homosexual. A los 21 años descubrí que un hombre me atraía y que quería explorar esa parte. Hasta entonces había tenido una vida heterosexual.

Coincidió con que me vine de vivir de un pueblo de provincia a la Ciudad de México. Allá el ambiente y la manera de relacionarse son más cerrados; en el DF descubrí más información, lugares exclusivos para homosexuales y empecé a ampliar el panorama. Después volví a tener una relación formal con una mujer, aunque posteriormente casi todas mis relaciones han sido con hombres.

Conocí a Alberto hace siete años y nos casamos legalmente hace dos. Mi estilo de vida cambió, pero como el de cualquier pareja que se casa; ahora hago todas mis actividades con él. Lo que sí se modificó un poco fue mi relación con mi familia, que es un poco conservadora. Mi hermano no tiene problema, pero a mi mamá le crea cierto conflicto, ella espera que en algún momento yo corrija el camino y haga mi vida “normal”.
Alberto y yo somos una pareja abierta a relaciones ocasionales. Sin embargo, en algún momento con una de mis ex novias planeé tener un hijo; ella sólo quería que le ayudara a la concepción, sin necesidad de hacerme cargo del bebé, pero yo quería involucrarme. Eso sí fue un conflicto para mi pareja, le preocupaba que desviara buena parte de mi atención hacia eso. Finalmente lo aceptó, aunque no lo entendía. Pusimos un plazo para intentarlo, pero no se logró el embarazo, por algo no pasó.

Mi matrimonio no es completamente un secreto, pero no lo ando diciendo en el trabajo. Mis compañeros asumen que soy heterosexual y yo tampoco tengo por qué estarlos corrigiendo, cada quien que asuma o crea lo que quiera. Aunque lo ideal sería decir “estoy casado con un hombre”, que lo pueda llevar a las reuniones del trabajo y no pase nada. Puedes crear tu propio estilo de vida, no me limito con lo que quiero hacer. No me he sentido señalado o hecho a un lado, pero veo que en general la discriminación es bastante marcada. Ser bisexual no ha hecho la diferencia. Mi vida en pareja está enfocada a una sola persona, que es un hombre, y nuestra idea es seguir juntos hasta que la muerte nos separe. No sé si más adelante eso cambie, no sabría decir si retomaría una relación con una mujer, estoy contento y quiero seguir así.

Víctor R tiene 35 años y es arquitecto; vive con su esposo y dos perros en el DF. México.

miércoles, 12 de marzo de 2014

Todo un señor...


Aunque una de las cosas que más me gustan en la vida es mamar pija, por lo general no soy de ir a baños públicos, cines, etc. Sin embargo, por no tener lugar, en ocasiones arreglo con gente que contacto a través de distintos perfiles o por vía telefónica y que están en la misma situación (casados, de novio o similares), para encontrarnos en algún sitio así.

Además, vivo cerca de un shopping con unos baños bastante copados, por ser tranquilos y limpios, de manera que cuando quedo con alguien, nos encontramos allí. A la hora fijada, espero dentro de alguno de los cubículos donde están los inodoros, y cuando el otro llega y ve que está todo despejado, hace una señal como para que lo deje entrar.

Una vez adentro, hago lo mío y ellos se dejan hacer. Bien directo y bien discreto. Poco ruido y mucho morbo. Sabemos lo que queremos y respetamos y cumplimos los deseos del otro. El caso es que, a lo largo del tiempo, he conocido gente con la cual la química es suficiente no sólo como para repetir, sino también agregar cosas quizás más íntimas: franela, besos, caricias y demás. Inclusive, con un par de ellos hemos llegado a tener la confianza como para intercambiar celulares y poder estar con un contacto más fluído para cuando la calentura arrecia.

Hace poco, tuve un día bastante ajetreado de trabajo y otras cosas, así es que anduve en la calle casi toda la tarde. En determinado momento me encuentro con que entre una cosa y otra, tenía una media hora libre y como de casualidad estaba cerca del shopping, decidí contactarme con uno de estos "pete-amigos" que tiene libertad como para moverse y encontrarse a cualquier hora sin mucho aviso previo. Envío un mensaje de texto bien discreto (el flaco es casado) preguntando si estaba por la zona como para encontrarnos un toque. La respuesta llega un par de minutos más tarde en pocas palabras: "Hoy no!". La brevedad del mensaje me decía que ni siquiera estaba libre como para tipear mucho, y el signo de exclamación me hablaba de las ganas que tenía y de la frustración por no poder sacárselas.

Decido entonces pasar por casa a tomar un café antes del compromiso que tenía después, pero mientras ahí me dirigía, paso por la puerta del famoso shopping y las ganas fueron más grandes: iba a hacerle una visita a mi baño favorito (aunque la experiencia me decía que sin arreglo previo, era muy raro encontrar algo de acción ahí). Una vez adentro, paso a la parte de los mingitorios que, como casi siempre, estaba totalmente vacía.

Estaba por irme cuando escucho que alguien entra y -por supuesto- me quedo a la expectativa. La persona que entró se ubicó a dos o tres mingitorios de distancia y aunque no lo miré directamente, la visión periférica ya me indicaba que era un señor mayor, de canas y buen porte. Me doy cuenta también de que por la forma de manejarse, estábamos en la misma. El señor sobaba y estiraba su miembro de forma lo bastante ostensible como para llamar mi atención. No lo hice esperar mucho y lo miro cara a cara. Efectivamente, era una persona mayor. Bastante. Pasados los 60 seguro, pero de muy buena pinta. Alto, delgado, muy masculino y vestido formalmente. Además de su cabello canoso, un bigote -blanco también- le resaltaba la sonrisa con la que me devolvió la mirada. Fijé después la vista en su miembro -todavía fláccido y más bien pequeño- al cual seguía amasando sin descanso. Sin saber muy bien que hacer, me concentro otra vez en mi sector.

Cuando lo vuelvo a ver -apenas unos segundos después- la naturaleza había operado alguna especie de milagro, y ese pene semi fláccido se había convertido en una de las vergas más hermosas que vi en mi vida. Grande, gruesa, bien dura y (lo que más me gustaba) muy brillante y jugosa. Seguramente boquiabierto, pienso: "Quiero esa pija". La expresión de mi cara debe haber sido más que obvia ya que el señor -que ahora ya no estiraba, sino más bien acariciaba arriba y abajo ese miembro durísimo que asomaba de su pantalón- me sonrió cómplice mientras me observaba fijo. Empezaron a salir unos chorros muy abundantes de su verga, como respondiendo a los movimientos de su mano. Me imagino que habría acabado, así que me quedo esperando a que enfundara y se fuera tan rápido como había llegado.

Para mi sorpresa, el señor siguió masturbando su verga tiesa y seguramente sabrosa por un rato bastante largo, hasta que decide acercarse. Mientras acorta la distancia, de su verga sigue fluyendo el líquido, y dejan marcado el camino recorrido por el piso. Yo no estaba seguro de que fuera leche, pero si lo era, me había encontrado con el semental más grande que me crucé en la vida. Una vez al lado mío, pone su pija en mi mano. Puedo sentir lo pesada que es y viendo lo mojada que está, se me hace literalmente agua la boca.

Como el fluido no deja de salir, la mano se me inunda al instante y no puedo hacer otra cosa que llevármela a la boca para probar el sabor de ese jugo que ya me había calentado muchísimo. Lo trago por completo y me relamo la palma mirándolo fijo a los ojos. Efectivamente, no era su semen, sino líquido preseminal que no dejaba de impresionarme por su abundancia. Cuando me responde la mirada con sus ojos semicerrados y mordiéndose el labio inferior, me doy cuenta de que el también estaba caliente y mucho. Repetimos la rutina, con mi mano llena y mi boca hambrienta unas dos o tres veces más. Finalmente, se acerca a mi oído y me susurra: "Me gustaría que me la chuparas". Su formalidad casi me enternece, sobre todo cuando la comparaba con otras situaciones en las que, los más amables, apenas si podían articular un: "chupala, puto".

Sin decir nada, me agacho hacia su verga y la abrazo firme con mis labios. Estaba tibia y palpitaba fuerte; cada latido hace surgir un nuevo chorro que yo podía ahora disfrutar directamente y de los que no pensaba desperdiciar ni una gota. Nuevamente se oyen unos ruidos en la entrada del baño y ahí ambos caemos en la cuenta de lo vulnerable de nuestra posición. Lo noto inquieto y con un gesto lo invito a entrar a uno de los cubículos para estar más tranquilos. Asiente con la cabeza y me sigue. Me acomodo sentándome sobre el inodoro cerrado para poder seguir disfrutando de esa pija y todo lo que de ahí saliera; luego de entrar, el cierra la puerta y me la ofrece otra vez para que hiciera lo que más me gusta. Ya más cómodos los dos, decido tragarla por completo y la meto en la boca hasta hacer tope con el fondo de mi garganta; una vez ahí, provoco movimientos de arcadas, para brindarle todo el placer que su miembro se merecía. Resultó. Su respiración agitada y sus manos firmes sujetando mi cabeza me hacen saber que le había gustado.

Luego sigo chupándola normalmente, de arriba a abajo, suave y sin parar. De vez en cuando vuelvo a alojarla en la profundidad de mi garganta, sabiendo ya cuánto le gustaba. Sin embargo, de repente me frena, y poniendo suavemente su mano bajo mi cara, me hace elevar la vista para que pueda verlo murmurar: "Dame la cola". Sinceramente no es algo que me entusiasme mucho y mucho menos en la incomodidad de un baño público. Trato de gesticular lo más claramente posible para hacérselo saber sin que se ofenda y antes de que pudiese terminar con la mímica, levanta la mano con un gesto comprensivo y su mirada me dice, nuevamente sin palabras: "No te preocupes, no hay problema". Como reafirmando su gentileza, me toma la cara con ambas manos y me besa profunda y largamente, haciéndome sentir algo que no puedo describir más que como ternura. Su gesto y la falta de insistencia propia de un caballero me habían conquistado y ahora más que nunca quiero complacerlo profundamente, recurriendo a todos los trucos que mi boca experta conoce.

Pasado un buen rato, con mi boca una y otra vez llena de ese milagro de abundancia de su líquido preseminal, se toma el miembro con la mano derecha y comienza a masturbar la base de su pija suavemente sin sacar el resto de mi boca, cada vez más hambrienta. Entiendo que ya quiere acabar y -para que lo pueda hacer cómodamente- dejo mi cabeza quieta, acunando más de la mitad de su verga hinchada en mi lengua húmeda y ahuecada. El sigue masturbándose con una mano, mientras con la otra me acaricia el pelo o la mejilla. Yo espero ansioso la leche que sabía de antemano que iba a disfrutar, pero nuevamente, el caballero hace una pausa y se acerca a mi oído para preguntarme: "Te gustaría tragar la lechita?". Como no quiero sacar la verga de mi boca ni siquiera para hablar y sabiendo que mi mímica nunca iba a ser suficiente como para explicarle lo mucho que esperaba que me llenara con su semen, simplemente asiento con la cabeza mientras que, poniendo mi mano sobre la suya, lo incito a que continúe masturbándose hasta el final. No pasa mucho hasta que siento que la boca se me inunda de otro líquido muy diferente. Es una leche espesa, caliente y amarga, como a mí me gusta.

Cuando siento el chorro que intuía el último, comienzo nuevamente a trabajar su verga, tragándomela una vez más hasta el fondo y luego sacándola lentamente de mi boca, masajeando con mis labios bien firmes cada centímetro para exprimir hasta la última gota que pudiese quedar adentro. Al final, mientras trago toda esa delicia, levanto la vista buscando sus ojos, que me transmiten el agradecimiento por el placer que le había dado, seguramente sin saber que para mí el placer había sido mil veces más grande. Recomponiéndose, me saluda con un gesto y otro beso tierno y sale del cubículo con mucho silencio y precaución. Mientras, yo me quedo adentro, esperando los dos o tres minutos de rigor para que nadie nos vea salir juntos.

Aún sentado sobre el inodoro, inclino mi cabeza hacia atrás para poder disfrutar mejor la amargura de su leche viscosa bajándome por la garganta. Al salir, me detengo para lavarme las manos, todavía pegajosas de los jugos que me había regalado, y me sorprendo a mí mismo casi sonriendo en el espejo del baño cuando se me cruza la idea de que -quizás- para ese momento, el caballero ya estaría de vuelta en la mesa de algún bar cercano, retomando el té con su esposa y charlando con ella acerca de qué lugar sería mejor para llevar a pasear a sus nietos este fin de semana. Todo un señor.

martes, 11 de marzo de 2014

Interno 69


Pablo es amigo de un amigo, y ya en estos días amigo mío también. Es abiertamente gay, hipersociable y muy jodón. Si alguien  sabe de putos y en especial de los putos de Comodoro es él.
Ese día hacía mucho calor, a una cuadra vi que venía el colectivo así que con las pocas ganas que me quedaban después de un largo día de facultad corrí hasta la parada y me subí; por suerte estaba casi vacío, y en uno de los asientos estaba Pablo.

Nos saludamos afectuosamente y nos pusimos al día, hablamos un poco de todo pero bueno, el tema primordial seguía siendo el mismo (si, ese que piensan). Dentro del chongo news compartimos data y curiosamente ese día parecía que iba a tener suerte. Pablo intercambiaba miraditas y sonrisas por el espejo con el chofer mientras me hablaba, después de un rato me dijo que habían tenido algo hace un tiempo y que no estaba para nada mal.

El chofer era un treintón de ojos celestes, canchero, camisita desabrochada y arremangada. El típico “macho”. Pablo me aconsejó que siguiera hasta la última parada en la terminal, que por la hora era el último recorrido que hacía y que si ya me había visto hablar con él la tarjeta de invitación para el garche ya estaba más que hecha. Él lo había hecho y se regodeaba de los resultados. Dicho eso nos saludamos y dos paradas más se bajó, el colectivo seguía casi desolado, una vieja con sus bolsas de compras, dos pendejas boludeando con los celulares y yo, mirando por el espejo devolviendo de igual forma esas miradas azules que iban aconteciendo lo que mi nerviosismo y calentura me incitaban a hacer, seguir hasta que termine el recorrido de acuerdo a lo que me habían dicho.

Ya sin nadie más que él y yo arriba del bondi me hice el dormido unas paradas antes que llegara, no sabía cómo iba a funcionar todo pero es lo único que se me había ocurrido.  Percibía su mirada… Ya en la terminal, estacionó y paró el colectivo.
Sentía como sigilosamente caminaba hacia mí, y ya empezaba la transpiración en mis manos. Me tocó el hombro  y me preguntó cómo me llamaba, Matías le respondí con una voz suave y fingida de recién despierto.

- Matías, asi que conocés a Pablo?
Tanteaba la situación y reconfirmaba lo que ambos estábamos pensando.
- Si, ¿Vos igual?.
Qué putito que sos Matías pensaba para mis adentros.
Con las luces del colectivo apagadas, y con una luz tenue del ocaso me quedó mirando y yo permanecía inmóvil. Me agarró la mano y la llevó a su abdomen, ahí la dejó. La primera carta estaba jugada.

Me levanté del asiento y nos quedamos mirando frente a frente, el silencio nos observaba y como un mediador en el ring nos alentaba a seguir el round. Le empecé a desabrochar la camisa azul plomo y no hizo basta hacer nada más, parecía que había activado el switch de la bestia. Con sus brazos fuertes  me apretó contra él y sentía como sus manos ásperas llevaban mi boca hacia la suya, de ahí en más cerramos los ojos y lo demás es historia sabida.

Recorrimos varios asientos, varias poses. El asiento doble, el simple, acostados en el pasillo, agarrados del caño, más que un colectivo eso era un carruaje kamasutral.
Él no se cansaba y yo le seguía muy bien el paso, era un juego tácito, el que aflojaba y tiraba la toalla perdía. Lamentablemente nunca pudimos saber quien resultó ganador. Como vieron que tardaba mucho en ir hacia las oficinas a dar el parte del día lo fueron a buscar, y ni tonto ni perezoso con todas las antenas paradas (entre tantas cosas que había paradas en ese colectivo jaja) divisó a un compañero que se acercaba a paso firme. Por suerte se estacionó lejos y con una buena vista para darnos tiempo y vestirnos.
Me volví a hacer el dormido y cuando su compañero llegó revivimos el acting nuevamente, improvisó unas puteadas por el supuesto pasajero somnoliento al cuál no podía despertar aunque sabíamos muy bien que lo único que queríamos relacionado al sueño, era una cama.
Me bajé y vi su pañuelo que quedó tirado en la escalera entre tanto revolcón, lo agarré y lo guardé para una próxima ocasión. Esto no podía quedar así.

Antes de salir finalmente de la terminal miré para atrás y me fijé el número del interno que manejaba y así saber cuándo viera un colectivo si era él o no, paradójicamente fue lo único que no hicimos ahí adentro, el 69.

Putoheterosexual

lunes, 10 de marzo de 2014

Acabando en el Lavalle Vip...


Tuve una entrevista laboral sobre Florida, no me fue bien ya que adeudo materias del secundario. caminando mirando vidrieras me topo con la calle LAVALLE ...

Me dije acá hay una tetera o varias, la que recordé en ese momento fue la tetera del ciber al lado del bingo. Me mande de una estaba un poco nervioso ya que era mi primera visita a una tetera entre subí hice una vista panorámica en un rincón dos muchachos esperando maquinas y del lado izquierdo los empleados pido una maquina y me dice que tome asiento que son boxs privadose esperé,  no mucho. me dieron el numero 30.

Caminado con vergüenza me mande entre los pasillos buscando mi privado, justo daba la vista hacia el baño cerré la puerta me senté y entre al chat Aruol como decía en la pagina de teteras.

Observé, no pasaron 5 min que ya andaban dando vuelta en los pasillos, pasaban y miraban mi puerta con solo ver eso me excitaba mas, estaba al palo. Miraba al baño y entraban y salían no se quedaban quietos buscaban se miraban se cruzaban hombres grandes y muchos pendejos, con uniformes, con trajes.

Chicos de contextura física muy linda , carilindos . Fui al baño a orinar, de paso para ver que onda, meé había una puerta entornada y se escuchaban gemidos, por lo visto estaban cogiendo.
Volví a mi Privado.

Mire hacia el baño y un hombre parado  de unos 36 o 38 años de remera celeste, a mi me gustaba era el tipo de man; robusto peludito rapado y bien macho, lo miro me mira hago una seña y me guida el ojo,
agarro mi mochila y me voy a donde esta él. Estaba mirando una pelicula porno, me agarra de la cintura con voz suave me habla al oído y me dice: -que hacias ahi encerrado tan timido?

Comenzamos a hablarnos al oido y me bajo los pantalones y empezo a mamarmela, la chupaba muy bien con una mano acariciaba su cabeza y la otra me tapaba la boca, de lo nervioso que estaba me reia solo,
se paro me abrazo y empezamos a besarnos.

Lo empujé contra la pared y lo toqué todo levante su remera y comencé a chuparle las tetillas recorri su cuerpo peludito disfrutando cada parte del mismo. Llegué a su bragueta y empece a chuparla como si fuera la ultima pija del mundo arrodillado ahi abajo chupando esa pija.

El chabon  tomo asiento, y empezó a mamarme la paro bien y me miro las piernas agarro mi pantalón lo bajo. Luego se levantó y me besaba mientras me hablaba al oído me re calentaba. no hubo penetración no llevaba forros encima para usarlos... entonces comencé a mamársela  a disfrutar cada segundo  no podia parar chupaba y me pajeaba a la vez. De una me levanté seguí besándolo  mientras nos pajeamos y acabamos en un vaso descartable ...

Me miro se sonrió lo mire y le sonreí y le dije al oído : -es mi primera vez-
El contestó irónicamente - si te creo - yo respondo - no tonto es mi primera vez acá en el ciber-.
Después de eso me fui a mi maquina me senté sumamente relajado contento con una sonrisa. Hubiera deseado que fuese mas duradero...


Tenia el msn abierto, se acerco me miro, me dejo su msn para vernos en otra ocacion .
Espero volver a verlo quien dice que la próxima vamos a un telo.
Bueno se los recomiendo che la verdad me cague de risa y la vez la pase bien disfrute de un poco de sexo.


  • Nadie te rompe las pelotas. 
  • Si, son un poco delicados a la hora de buscar candidatos, pero bue hay para elegir. 
  • Yo tuve que ceder dan mucha vuelta para decir las cosas.
  • Una vez mas R E C O M E N D A B L E !!


Suerte a todos espero encontrarlos en alguna tetera y saludos a los chicos que se encargan de la pagina todo mi cariños ... bye



Tatto O'neil

domingo, 9 de marzo de 2014

Con B de baño. Con B de Belgrano.


Acabo de leer tu informe Spybsas en el blog TDB, y la verdad que me decidí a escribirte porque le pusiste mucha onda, ademas que me intereso porque mas que nada cubre la zona de Belgrano!

Coincido totalmente con que el b (*b = baño) del complejo de cines de Monroe esta buenísimo pero lamentablemente no parece haber mucho movimiento de gente por esa zona, yo hace rato que lo vengo investigando al lugar pero no levanta nunca. Debe ser porque esta alejado...

Por otro lado, no se donde esta el b del coto que pones de cabildo al 500 (esq Maure imagino). Quizás la foto sea vieja porque ahora el b esta al fondo de todo y es grande pero la disposición de los mingitorios no es buena además de que siempre hay alguno de limpieza revoloteando y no con mucha onda (de los que se quedan mirando y esperando a que termines).

El baño del Burguer es definitivamente la tetera de Belgrano sin discución.
Luego esta el b de la estación Nuñez, no se si incursionaste ahí. Antes había un b muy viejo y deteriorado en la parte de atras, muy hecho mierda hasta casi te diria digno de una peli porno de los 80.

Creo que las cosas mas zarpadas que he visto en mi vida hacerse en un b publico las he visto definitivamente en ese lugar, no sabes, orgías zarpadas siempre habían 2 o 3 flacos, además gente linda mal, algunos en pelotas totalmente con zapas que estaban escondidos dentro de los boxes y salían cuando veían que había onda. También algunos pendejos onda cartoneritos pero algunos hermosos.

Otros mas veteranos pero con altas vegas un factor común que quizás lo inducia el lugar, todo el mundo muy morboso.

He visto culeadas entre 2 y 3 flacos a uno pero en un punto ya muy hardcore.
Todo eso quedo atrás cuando lo cerraron, al mismo tiempo que comenzaron las obras del viaducto de Pedraza.

Recientemente, hace poco, reinaguraron el baño de la estación, ahora esta entrando al sector de boletarías mano a Tigre (no hay que pasar por molinetes para ingresar), y esta totalmente nuevo mas grande impecable! Lo lamentable es que parece que la cantidad infernal de flacos que solían frecuentar el baño viejo no se enteraron que reabrió el nuevo (seguramente por la cantidad de tiempo que estuvo cerrado) y lo deben haber dado como perdido.

Había mucha gente que iba a ese lugar y te los podías cruzar con frecuencia, otros venían desde otras estaciones de zona norte exclusivamente. También habían personajes ya conocidos, parte de la fauna del lugar, como por ejemplo un loquito (posta loquito pobre) que concurría todos los días, se sacaba completamente la ropa y estaba aprox 1 hora bañándose totalmente en bolas dentro del baño y le hablaba delirios a los que ingresaban, contaba historias muy fantasiosas, pero a pesar de su aspecto, que no era muy agraciado, daba mucho morbo que este totalmente en bolas, y tenia alta chota.


También había un pedex cartonerito, tendría aprox 17 años que estaba buenísimo y lo he visto tragándose la leche de hasta 3 flacos uno atrás del otro, era hermoso el guachito ese.
También iba un viejo de unos 55 años que tenia la verga mas grande que vi en mi vida, seria de unos 25*9 REALES, me acuerdo que se quedaba adentro de los box y la sacaba por la puerta para que se la mamaran desde afuera pero el no se mostraba.

También iba un personaje mal una especie de cuasimodo (pobre) que se iba a pajear todos los dias tenia una vega gigantesca mal y me acuerdo que tenia fantasías con los polis porque ese también que estaba medio loquito le hablaba a todo el que entraba y a veces iba afuera a provocar a los canas, una locura jaja! En fin un lugar especial como pocos, ahora todo eso se perdió a pesar de que tenemos un nuevo b reluciente ideal para teteras mal!! No sabes...

Abrazo grande!

Ezequiel XXX

La tentación de dos almas

Tengo 25 años, gay varonil, cero plumas, no frecuento las teteras pero me mato a pajas leyendo sus relatos.Una vez ayudando a mi papa en un trabajo que teníamos que hacer para el seminario de curas, que quedaba cerca de casa y los curas lo conocían a mi viejo porque es de ir mucho a misa. La cuestión es que llegamos al seminario golpeamos la puerta y al rato nos abre un pibe relindo, aunque no hablaba bien español, era extranjero parecía alemán o algo así, tendría unos 32 años, y nos invita a pasar, me saluda con un abrazo y beso en la mejilla.

Me regusto el pibe, pero bueno estaba mi viejo y además era CURA jajaja, luego de eso fuimos hacer el trabajo. Estábamos arreglando unos bancos, cuando miro para fuera del cuarto donde estábamos y veo salir de una habitación un flaco recién bañado solamente con una toalla, alto macho era, le dije a mi viejo que me estaba remeando pero al salir del cuarto me encontré con el párroco amigo de papa, le dije si podía ir al baño, y dijo si pasa, para mi suerte era el mismo cuarto donde había salido el machazo, el párroco me dice: creo que los seminaristas se están bañando, golpeá antes de pasar.

Mi corazón palpitaba pero mi pija palpitaba aun mas, una mezcla de temor y adrenalina me tensaban el cuerpo. En fin, me decidí entrar , una vez adentro veo un pasillo largo, con 5 piletitas para lavarse las manos, 5 cubículos con inodoro, y mas allá al fondo una puerta de vidrio semitransparente que daba a las duchas, por lo que veía mis ojos había como 4 machos bañándose, lo que no sabia es que los sacerdotes se bañaban todos juntos jaja. en fin me quede meando y semipajeandome viendo a un metro del vidrio opalino y borroso por el vapor de las duchas.
En eso escuché que abren la puerta de entrada al baño, y guarde la japi en el pantalón e hice como que iba a lavarme las manos, era un seminarista, relindo , el mismo que me había abierto la puerta anteriormente, me hablaba raro, jaja,y yo bueno le contestaba lo que entendía,en eso los otros flacos que estaban en la ducha van saliendo, y se sorprenden un poco al verme,yo como que agacho la cabeza por vergüenza, me quede hablando con el rubiecito mientras los otros se secaban y se ponían shorcitos algunos y otros se iban con la toallita entre las piernas, al cerrar uno de ellos un morochito con barbita de unos 40 años muy potable, le hace un chiste al rubiecito y le guiña el ojo, y se ríen los dos, no entendí un carajo lo que pasaba jaja, en fin quedamos el rubiecito y yo, resulto ser simpático el curita, y en eso me dice si no quería darme una ducha que hacia calor, yo no sabia que hacer, tenia a mi viejo que me estaba esperando con los trabajos pero bueno la calentura me pudo mas, y le dije bueno dale pero no tengo toalla.

Abre un armario y saca una y me la dá. yo estaba retenso no sabia que hacer. el flaco cierra la puerta de la entrada con una trabita y me dice que vallamos a las duchas, entre eso nos íbamos desvistiendo, yo no podía sacarle los ojos del bulto y de la colita, se rie y me guiña el ojo y me tira la cabeza como para ir a la ducha.

Fuimos, enjabonada va enjabonada viene me comienzo a enjabonar la chota y el comienza hacer lo mismo. Los dos estábamos erectos , la situación me recalentaba , yo estaba que explotaba, en eso me toca el pecho y me acaricia se me acerca y me da un beso suavecito , nos comimos la boca, baja lentamente y me empieza a chupar la pija, por favorrr como la chupaba el HDP, mientras se repajiaba.

En eso acabo dentro de su boca, y me la seguía mamando, abre su boca y me muestra la lechita que inundaba sus fauces, la escupe y se enjuaga la boca en la ducha, mientras se seguía pajeando y al fin acaba, nos tentamos de risa los dos y nos secamos y vestimos, al salir del baño, el va para el pasillo al fondo y yo para lo de mi viejo jajaja, que estaba tomando mates con el párroco y ni cuenta se había dado que yo no estaba.

En fin muy lindo recuerdo, cada tanto lo veo al rubiecito , pero no pasa mas que un saludo y nada mas.

Demián

sábado, 8 de marzo de 2014

Damian: de sexo, pasión y muerte.

Tenía 33 años, murió electrocutado, era operario de matenimiento.
Soy Ignacio, tengo 28 años, trabajo, estudio medicina y cuando puedo doy rienda suelta a todo lo que se pueda hacer en una tetera. Soy asiduo de la Shell de Técnopolis. Trabajo cerca.

De hecho trabajo en un crematorio de un parque privado, alguien tiene que hacer ese trabajo y me parece igual que cualquier otro.

La semana pasada me pasó algo peculiar, me encontraba preparándome para una cremación cuando un chavon de una de las cocherías que esperaba en el parque, junto a un grupo muy grande de gente (jóvenes en su mayoría)  me hace el comentario de que el flaco que traía en su servicio tenía 33 años y que lo que lo había matado era una descarga eléctrica en un shopping cercano.
Al parecer era operario de mantenimiento.

Veía la gran cantidad de gente consternada que acompañaba el evento, yo seguí en mi tarea. Cuando por fin estábamos ya en el crematorio con uno de mis compañeros de trabajo y la persona que maneja el horno, me dicen que destapemos el ataúd para luego introducirlo en el mismo.

La cremación generalmente se hace con ataúd descubierto para que tarde menos, una persona de más o menos 80 kilos tarda una hora, hora y media, en ser reducida a cenizas. Nosotros de alguna manera queríamos ver que nos había llegado en ese cofre, y de más está decir que también estábamos tocados por la tristeza porque una cosa es cremar gente de 80 años que ya vivió su vida y otra muy diferente, jóvenes de 30 y lo peor, niños.

El tema es que cuando mi compañero abrió el ataúd, mis ojos no daban crédito a lo que veían, por lo que nos habían contado el flaco mantenía una muy buena contextura y un pelo casi rubio, ahora arrebatado, estaba como en estado de tensión, su piel era áspera y oscura, pero su cara, sobre todo sus ojos estaban relajados y en paz. Fue a partir de este punto, de sus ojos, que empecé a reconocer a esos restos que estaban frente a mí.

El pibe había estado conmigo en el baño de la Shell de Tecnópolis, lo recordé inmediatamente y mi cuerpo tuvo un sacudón, que fue directo a la panza y la entrepierna. Como una patada.
Hace unas semanas, no más de tres, me encontraba cargando nafta en esa estación de servicio de la zona norte de Capital y estaba meando y mirando para todos lados a ver si venía alguien.

Había estado corriendo en el parque así que estaba con ropa cómoda, cuando de repente entra un chavon muy lindo de pelo rubio con una barbita de 3 ó 4 días y unos ojos verdes que me flashearon, se rió y se puso a mear mientras me miraba riéndose sacudiéndose una chota increíble y se pajeaba la pija que iba creciendo.... Me ubiqué en uno de los box y lo deje entrar cerramos la puerta y enseguida me mando mano en el culito, me saque mi ropa de futbolero y no dudo en chuparme bien la colita, me fue dilantado el orto con la lengua, hasta que pedía a gritos que me la metiera, le di un forro y lo deje que me cogiera hasta que acabó con su pija bombeando.
Muy bien me cogió incluso habiendo acabado, siguió bombeando lentamente, con la pija al palo, esperando a que yo eyaculara, mientras me pasaba la lengua por las orejas y el cuello, tocándome todo el cuerpo y repitiendo:
"Dame toda la leche, toda!" Dejé todos los azulejos llenos de la leche que me pedía...

Un simbronazo me devolvió a la realidad y ahora lo tenía adelante mio como reducido en tamaño, recubierto por la mortaja y la blonda (puntillas y faldones que adornan por dentro el ataúd). Se veían sus poderosas piernas y uno de sus fuertes brazos, a pesar de la descarga eléctrica se lo veía hermoso.


Le entregué las cenizas en mano a su viuda,
que estaba rodeada por sus 3 hijos,
el mayor de no más de 10 años.
Me acordaba de su pija, pero sobre todo de su sonrisa y su cara, hablamos muy poco, pero lo que vivimos (un instante)  fue muy intenso. Termine de volver a la realidad cuando uno de mis compañeros me preguntó: Estás llorando? (Se me estaban cayendo lagrimas sin querer), fue muy fuerte.

Como pude volví a mi rutina, cuando la cremación terminó las cenizas fueron a la urna y mi jefe me dice:
"entregalas a la familia que están esperando afuera".

Con la urna en las manos, me presenté y le dí las condolencias a la mujer, que detrás suyo tenía tres chicos, el mayor de no más de 10 años, me encerré en un baño y lloré bastante (creo que por lo injusto de la vida). Una mujer hermosa que se sintió acompañada por la tristeza que vio en mi rostro, me sonrió cuando recibía la urna.

Estas lineas nacen como homenaje a este hombre del que me enteré en su entierro que se llamaba Damián. Compartimos unos instantes de nuestras vidas pero me voy a acordar siempre de vos. 

Ignacio




MARIANO MARTINEZ se estaría GARCHANDO a Franco Masini ?

MARIANO MARTINEZ se estaría GARCHANDO a Franco Masini ?
Hace CLICK en la foto

ULTIMOS COMENTARIOS